Papa y presidenta Chinchilla estudian acuerdo entre Costa Rica y Santa Sede | 800Noticias
800Noticias
Religión

CIUDAD DEL VATICANO  (AFP) – El papa Francisco recibió este viernes en el Vaticano en audiencia privada a la presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla, con quien analizó la posibilidad de firmar un acuerdo bilateral entre el país centroamericano y la Santa Sede.

El papa conversó a puerta cerrada con la presidenta Chinchilla durante unos 25 minutos en la biblioteca privada del palacio apostólico.

“Durante las conversaciones, que han transcurrido en una atmósfera de cordialidad, se ha constatado la colaboración entre la Iglesia y el Estado para afrontar algunas problemáticas sociales (…) entre ellas la tutela de la vida y la salvaguardia del medio ambiente”, indicó en una nota oficial el Vaticano.

“También se ha hablado de la oportunidad de llegar a un acuerdo entre Costa Rica y la Santa Sede encaminado a reforzar las relaciones bilaterales para el bien y el desarrollo del país”, precisa el comunicado.

La presidenta centroamericana, que invitó al pontífice a visitar ese país, también abordó con el papa “la situación regional y algunas cuestiones internacionales”, subraya el comunicado oficial.

“Se habló de la necesidad de un compromiso para la construcción de la paz”, indica el comunicado.

Después del encuentro con el papa, la presidenta se reunió con Dominique Mamberti, Secretario para las Relaciones con los Estados, una suerte de ministro de Relaciones Exteriores.

La agenda de Chinchilla incluía un encuentro con el Secretario de Estado, Pietro Parolin, ex nuncio en Venezuela, quien no ha asumido el cargo por razones de salud.

La mandataria costarricense, quien estaba vestida con un traje rigurosamente negro, saludó al papa con un “mucho gusto”, a lo que el pontífice respondió “siéntase como en su casa”.

Al término de la reunión, la presidenta presentó a la delegación que la acompaña, de unas doce personas, de la que fue excluida el segundo marido, según la regla protocolar vaticana.

Chinchilla le regaló al papa una estola blanca decorada con flores, plantas y animales, realizada por indígenas de su país.

“Para que se la ponga cuando venga a Costa Rica”, le dijo.

Por su parte Francisco le donó el libro con los documentos de Aparecida sobre la situación de la iglesia latinoamericana, del que es uno de los autores.

“Ya he leído algunos capítulos”, le comentó la mandataria centroamericana, quien le pidió al papa una bendición especial.

La presidenta de Costa Rica inició una gira a Europa el pasado 4 noviembre durante la cual fue recibida en París por el presidente Francois Hollande y participó en la 37 conferencia de la UNESCO.