Sánchez no cierra puertas y llama a las grandes fuerzas españolas a pactar | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

EFE

El socialista Pedro Sánchez hizo un llamamiento este jueves, después de que el Congreso votara en contra de su investidura como presidente del Gobierno de España, a que otras grandes fuerzas españolas reflexionaran para desbloquear la situación.

En una entrevista en la cadena de televisión española Telecinco, Sánchez lamentó que “por segunda vez” el líder de Unidas Podemos (UP), Pablo Iglesias, haya impedido construir un Gobierno progresista, aunque -dijo- eso no significa que se resigne.

El candidato socialista insistió en que los cuatro grandes partidos en España (el conservador Partido Popular, los liberales de Ciudadanos, los socialistas y UP) deben ahora “reflexionar” y deben seguir el “camino de la responsabilidad”.

También apostó por “explorar otras vías” porque España necesita un Gobierno para abordar muchas tareas, entre ellas los Presupuestos del Estado y las consecuencias del Brexit, y por eso aseguró que trabajará para que cuanto antes haya un Gobierno en España.

Respecto al líder de Podemos, Sánchez consideró que Iglesias “se equivocó” al no aceptar su oferta de Gobierno de coalición, que contemplaba una vicepresidencia y tres ministerios, y subrayó que el líder de Podemos cometió un “profundo error” al no facilitar su investidura.

La incapacidad de llegar a un acuerdo entre los socialistas españoles y Unidas Podemos culminó este jueves con el segundo fracaso de Sánchez para ser investido como presidente del Gobierno, lo que acerca la posibilidad de unas nuevas elecciones.

Después de 48 horas vertiginosas de ofertas y contraofertas entre ambos partidos para cerrar un Gobierno de coalición, Sánchez cosechó otra negativa del Congreso a su investidura, con 124 votos a favor, 155 en contra y 67 abstenciones, con lo que no alcanzó la mayoría simple (más síes que noes) que necesitaba.

Tras el fracaso de hoy, el rey Felipe VI de España tendría que proponer un nuevo candidato.

Si transcurridos dos meses desde la primera votación del martes pasado ningún candidato hubiera obtenido el respaldo de la Cámara, el Parlamento quedaría automáticamente disuelto y se convocarían nuevas elecciones que se deben celebrar 47 días después, en este caso el 10 de noviembre.

Suscribir vía Telegram
Síguenos por @800noticias