Ex ministro de Defensa: Chávez fomentó que militares se involucraran en delitos | 800Noticias
800Noticias
Nacionales

Infobae

Siempre lo caracterizó su hablar pausado, coherente en el mensaje, demostrando educación y prudencia. Era Ministro de la Defensa cuando Hugo Chávez, junto a un grupo de comandantes, intentó un golpe de Estado contra el presidente Carlos Andrés Pérez. Fue el número 39 de la promoción 1962 “General de Brigada Ambrosio Plaza”. Sigue estando activo en el tema militar, escribiendo, concediendo entrevistas, participando. Él es el general de División del Ejército Fernando Antonio Ochoa Antich.

Este oficial, que después de dejar el Ministerio de la Defensa fue canciller hasta el año 1994, en los gobiernos de Carlos Andrés Pérez y Ramón J. Velásquez, en entrevista exclusiva con Infobae, asevera que “no ha existido un mando militar interesado en restituir los valores de la profesión militar y reinstaurar la disciplina. Todo lo contrario, sus acciones están siempre destinadas a profundizar este lamentable estado de cosas”, dice refiriéndose a la proliferación de hechos delictivos que involucran a militares.

Durante una entrevista para Infobae, reveló que Hugo Chávez fomentó que militares se involucraran en delitos como robo y narcotráfico.  «Esa es una situación fomentada por Hugo Chávez, desde el inicio mismo de su gobierno, agravada por Nicolás Maduro en el ejercicio de la presidencia de la República. Basta recordar entre sus primeras ejecutorias, apenas se inició la mal llamada Revolución Bolivariana, la implementación del Plan Bolívar 2000, sus vínculos con la narco subversión colombiana, en lo cual involucró a no pocos profesionales militares, la impunidad ante graves faltas a la disciplina y delitos cometidos por militares, la introducción de la política partidista en los cuarteles, la desprofesionalización de los cuadros militares, privilegiando la vinculación política y subestimando los méritos y exigencias profesionales; la masiva presencia de profesionales militares en la administración pública en perjuicio de las funciones específicamente militares, con absoluta impunidad ante los desmanes cometidos por militares en el ejercicio de esos cargos y un largo etcétera. Ello condujo a un total irrespeto a los principios y valores de la profesión y en consecuencia un gran desapego a los deberes militares y una gran desmoralización».

Lea la entrevista completa en Infobae

Síguenos por @800noticias