Crudo termina en alza en Nueva York a 102,59 dólares el barril | 800Noticias
800Noticias
Economía

NUEVA YORK, (AFP) – El petróleo se apreció el miércoles en Nueva York, sostenido por un aumento menor que lo previsto de los stocks de crudo en Estados Unidos y el descenso de las reservas en la terminal de Cushing, señales consideradas alentadoras sobre la demanda de crudo.

El barril de “light sweet crude” (WTI) para entrega en abril ganó 76 centavos, a 102,59 dólares en el New York Mercantile Exchange (Nymex).

En Londres, el barril de Brent del mar del Norte para entrega en abril terminó casi estable, a 109,52 dólares en el Intercontinental Exchange (ICE), en muy leve alza de 1 centavo en relación al cierre del martes.

La publicación del informe semanal del departamento de Energía (DoE) estadounidense, devolvió el vigor a los precios del crudo cotizado en Nueva York en la mañana, dando cuenta de datos que auguran una buena demanda del primer consumidor de petróleo del planeta.

Las reservas de crudo en el país registraron un alza netamente menor que lo previsto, aumentando 100.000 barriles, ocho veces menos que lo estimado por los analistas.

Más importante, “el DoE mostró que los stocks continúan descendiendo en la terminal petrolera de Cushing”, en Oklahoma, “lo que sostuvo los precios”, subrayó Andy Lipow, de Lipow Oil Associates.

Las reservas de Cushing, referencia del WTI, cayeron nuevamente la semana pasada, descendiendo 1,1 millones de barriles, a 34,8 mb.

La nueva reducción de esas existencias es “una nueva señal de que el WTI va hacia una normalización como crudo mundial de referencia junto al Brent, como lo muestra la reducción creciente de la brecha entre sus precios y los del crudo londinense”, comentó Matt Smith, analista de materias primas de Schneider Electric.

La diferencia entre los precios del WTI y el Brent evoluciona desde e lunes a niveles que no se registraban desde comienzos de octubre, destacó Bob Yawger, de Mizuho Securities.

Por otra parte, aunque las reservas de productos destilados (diesel y combustible para calefacción) aumentaron en 300.000 barriles, poniendo fin inesperadamente a una serie de seis semanas consecutivas en baja, se mantienen en caída de 9,0% en relación a un año atrás.

“La demanda de productos destilados continúa siendo fuerte a causa de las temperaturas muy frías”, que registra Estados Unidos en olas sucesivas desde el comienzo del año, precisó Lipow. “Esto debería durar porque se prevé que este tiempo continúe todavía por más de una semana”, agregó.

Síguenos por @800noticias