Baja oferta e intermitencia del Sicad agrava escasez de dólares | 800Noticias
800Noticias
Economía

Las empresas que pertenecen al sector privado de la economía sufren una fuerte contracción en la oferta de divisas, producto de que mientras Cadivi aprueba a paso lento el Sicad no incrementa los desembolsos y perdió la regularidad en la convocatoria a subastas.

La semana pasada las empresas esperaron infructuosamente la subasta del Sicad, el mecanismo creado para venderle divisas a las compañías que no obtienen dólares en Cadivi, a lo que se añade que los montos del sistema no crecen, continúan por debajo de 100 millones de dólares en cada subasta, a pesar de que los inventarios caen y la escasez aumenta.

El miércoles pasado el Presidente de la República, Nicolás Maduro, afirmó en la Asamblea Nacional que “en breve” el vicepresidente del área económica, Rafael Ramírez, anunciaría “el aumento de inversiones y cuotas para el Sicad”, pero no ha habido ningún paso en este sentido.

Reservas secas 

El diseño que ha hecho el Gobierno contempla que mientras termina de crearse el Centro de Comercio Exterior, Cadivi seguirá asignando los dólares para sectores prioritarios a 6,30 bolívares, pero en la práctica el grifo se cerró por completo durante los dos últimos meses del año pasado y actualmente no hay mayor celeridad.

Cálculos de la firma Síntesis Financiera indican que el Banco Central está liquidando entre 80 y 90 millones de dólares semanales a las empresas que reciben la aprobación de Cadivi, un monto muy bajo respecto a los 133 millones de dólares diarios de 2012.

A pesar de la lentitud en la liquidación de divisas, que no ha habido pagos de deuda y tampoco transferencia de dólares al Fonden, el tanque de divisas del Banco Central sufre una pérdida considerable.

Entre el 8 y el 16 de enero las reservas internacionales registran una caída de 1.354 millones de dólares para descender hasta 20.478 millones.

“Dado el moderado flujo de liquidaciones en Cadivi cabe inferir que este declive de las reservas obedece a menores ventas de divisas por Pdvsa al Banco Central”, dice Síntesis Financiera.

La caída de las reservas se traduce en que el Banco Central tiene menos dólares en efectivo para entregarle a las empresas que reciben la aprobación de Cadivi.

El traspaso 

El Gobierno evalúa poner en marcha un modelo donde los dólares a 6,30 bolívares serán únicamente para alimentos básicos y medicinas mientras que el resto de los sectores comprará divisas a la tasa del Sicad, que en la última subasta se ubicó en 11,36 bolívares por dólar.

Si bien esta medida ayudará a las finanzas del Gobierno aumentando el ingreso que obtiene al vender los dólares provenientes del petróleo, habrá un impulso extra sobre la inflación porque las importaciones de una serie de sectores serán más caras.

 

Información El Universal

Síguenos por @800noticias