Hollande ofrece apoyo militar a Irak para frenar a los yihadistas | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

A tres días de la Conferencia internacional sobre Irak que definirá la estrategia de la coalición internacional para hacer frente al avance del yihadismo, François Hollande viajó este viernes a Bagdad para mostrar su apoyo al nuevo Gobierno iraquí y ofrecer laayuda militar francesa en su lucha contra el Estado Islámico.

“He querido estar presente hoy aquí para expresar el apoyo y la solidaridad de Francia al nuevo gobierno iraquí”, declaró el jefe del Estado galo tras reunirse con su homólogo Fuad Massum y el primer ministro iraquí, Haidar Al-Abadi.
Además, garantizó que Francia está dispuesta a proporcionar “más ayuda militar” para hacer frente al Estado Islámico y a trabajar con el resto de aliados sobre diferentes “hipótesis” que se concretarán en la cita que tendrá lugar el próximo lunes 15 de septiembre en París.

A la reunión está previsto que acudan representantes de una veintena de países, entre ellos España, cuya delegación estará encabezada por el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo. Además de la estrategia militar, se coordinará la ayuda humanitaria y el envío de material para la reconstrucción del país.

Aunque la principal petición de Bagdad sigue siendo el apoyo aéreo para erradicar las posiciones de los yihadistas, Hollande no ha dado detalles sobre los medios que podría desplegar Francia para lograr este objetivo mientras no se defina con el resto de los aliados la línea política a seguir.

“El objetivo de esta conferencia es coordinar las ayudas para la unidad de Irak y contra este grupo terrorista, porque la amenaza terrorista es global”, agregó el presidente francés, que hasta la fecha ha descartado participar en ataques aéreos en la vecina Siria ante el temor de reforzar al régimen de Bachar Al-Assad.

La clase política francesa, dividida

 

Por otra parte, la entrada de Francia en la coalición internacional que intenta fraguar Estados Unidos mantiene dividida a la clase política francesa. Uno de los primeros en criticar la decisión ha sido el ex ministro de Exteriores y abanderado de la oposición a la guerra de Irak en 2003, Dominique de Villepin, que la consideró “absurda y peligrosa”.

“Estaría bien que los países occidentales aprendieran la lección de Afganistán. Desde hace trece años se han multiplicado las intervenciones militares. Antes había un foco de terrorismo y hoy hay casi quince, los hemos multiplicado. El Estado Islámico es el hijo monstruoso de la arrogancia de la política occidental”, criticó.

Mientras, desde el principal partido de la oposición, la UMP, se acoge positivamente la determinación de Hollande de luchar contra los yihadistas siempre y cuando se actúe bajo mandato internacional. El Partido Socialista, por su parte, todavía no se ha pronunciado oficialmente.

 

Información Agencia

Síguenos por @800noticias