Lin dio a Hornets primer triunfo en 14 años sin lograrlo en playoffs | 800Noticias
800Noticias
Deportes Baloncesto

EFE

El base reserva Jeremy Lin destacó hoy en la victoria de los Hornets de Charlotte por 96-80 sobre los Heat de Miami en el tercer partido de la liguilla final de la Conferencia Este.

El triunfo de los Hornets, que deja la serie 2-1 favorable a los Heat al mejor de siete, rompió una racha de 12 derrotas consecutivas en los ‘playoffs’ y fue el primero en 14 años.

Lin anotó 18 puntos y encabezó una lista de seis jugadores, incluidos cuatro titulares que tuvieron números de dos dígitos y como equipo lograron un 40 por ciento de acierto en tiros de campo.

El base Kemba Walker aportó 17 puntos con siete asistencias y el pívot novato Frank Kaminsky, que salió de titular capturó seis rebotes y logró 15 puntos, incluidos ocho en el tercer periodo cuando los Hornets abrieron ventaja de 18-0 y rompieron el marcador a su favor.

El ala-pívot Marvin Williams brilló con un doble-doble de 12 puntos y 14 rebotes.

El pívot Al Jefferson, que salió de titular como número cuatro, aportó 10 puntos y ocho rebotes. Y marcó al titular de los Heat, Hassan Whiteside, que esta vez no pudo ser factor ganador aunque logró un doble-doble de 13 puntos y 18 rebotes.

La presión que le puso Jefferson todo el tiempo hizo que Whiteside tuviese problemas con las personales y al final su aportación no se pudo ver reflejada en el marcador.

El alero sudanés Luol Deng con 19 puntos, incluidos cinco triples, fue el líder del ataque de los Heat, que tuvieron también el apoyo del escolta estrella Dwyane Wade con 17 tantos, pero falló 13 de 20 tiros de campo y no intentó desde fuera del perímetro.

Los Heat, que durante los dos primeros partidos de la serie habían logrado un 58 por ciento de acierto en los tiros de campo, esta vez se quedaron con sólo un 34 (27-79).

Los Hornets también dominaron a los Heat en el juego dentro de la pintura con 52 puntos por sólo 28 del equipo de Miami, que perdieron 15 veces el balón mientras que Charlotte lo hizo tres veces.

Ante la lesión del alero francés Nicolas Batum, el entrenador Steve Clifford recompuso la línea de los Hornets con Kaminsky y Jefferson desde el inicio y a Williams lo puso como número tres, una combinación que dio beneficios.

Aunque al inicio no les resultó porque los Heat jugaron con las misma intensidad y acierto ofensivo que les permitió ponerse por delante en el marcador con parcial de 20-15.

Pero todo cambió cuando Lin salió del banquillo y mostró su buen toque de muñeca al anotar ocho puntos que cambiaron la marcha del partido además que Whiteside cometía la segunda falta personal, lo que hizo que al descanso la ventaja en el marcador ya fuese para los Hornets (49-44) y en el tercero la incrementaron de manera decisiva.

Los Heat tuvieron en su banquillo, por primera vez desde el descanso del Fin de Semana de las Estrellas, al pívot Chris Bosh, que los acompañó como observador y haciendo las funciones de un entrenador asistente más.

El cuarto partido de la serie se jugará el lunes en el mismo escenario, el Time Warner Cable Arena de Charlotte.

Síguenos por @800noticias