¿Vestirse o disfrazarse? Cinco claves para dar buena imagen en una entrevista de trabajo | 800Noticias
800Noticias
Economía

Agencia.- Aunque pueda parecer injusto, la imagen que se ofrece es clave para conseguir empleo. Los reclutadores tienen en cuenta el aspecto, la ropa o la higiene de los candidatos a un puesto de trabajo. Palabras prohibidas en una entrevista de trabajo

Así, la forma de vestir es un aspecto que habrá que tener en cuenta antes de acudir a una entrevista de trabajo, con el objetivo de causar una buena impresión y multiplicar las oportunidades de resultar elegido. Silvia Forés, directora de Recursos Humanos de Baker & McKenzie Barcelona y experta en selección de personal, ofrece en un artículo en Infojobs una serie de consejos para tratar de dar una imagen correcta.

1. Higiene

Si la ropa elegida es adecuada es una opinión subjetiva, pero acudir a una entrevista desaliñado, con el pelo sucio, con la ropa rota o manchada, o vestido de manera demasiado provocativa, la impresión causada va a ser negativa, por muy adecuado que se sea para cubrir una vacante.

2. Sobriedad

Arriesgarse con una vestimenta demasiado original ofrece poco que ganar y sí mucho que perder. Siempre es mejor pecar de sobrio. Recuerda Forés en este sentido las palabras de Oscar Wilde: “No hay una segunda oportunidad para una primera impresión”.

3. Código de vestimenta

Cuando la entrevista es directamente en la empresa, hay que adaptarse al entorno, y vestir como se puede acudir cualquier día laboral, que puede que no sea el traje, sino una camisa sin corbata. “Utiliza el sentido común”, aconseja la experta, que recomienda que tampoco se acuda en vaqueros y camiseta.

Además, Forés apunta que hay quien se queja de tener que vestir distinto: “me veo disfrazado si voy a la entrevista demasiado formal”. En esos casos, hay que pensar si de verdad se desea un empleo en el que no se va a estar a gusto con el código de vestimenta.

Asimismo, la experta apunta que tan malo es pecar por un lado como por otro. Así, señala que “si te presentas a un puesto de camarero en un chiringuito en Ibiza, no irás con traje y corbata a la entrevista, pero tampoco te presentes hecho un trapo”.

4. Consultar las dudas

En el caso de que la entrevista no sea con la empresa directamente, sino con un seleccionador externo, el código está más claro: traje y corbata para el hombre, forma sobria para la mujer. En este caso, se puede consultar al seleccionador cuál es la forma de vestir más adecuada para posteriores entrevistas con la empresa. Además de para acertar, muestra interés y ganas de acertar.

5. Piercing y tatuajes

Cada vez son más las personas que se hacen tatuajes o piercings. Sin embargo, son aún muchos los que consideran que no dan una buena imagen. Ciertos sectores, como la abogacía, la auditoría, la banca o trabajos de cara al público en general pueden mostrar reticencias hacia estos elementos, por lo que lo mejor es no mostrar ni tatuajes ni piercings en una entrevista.

Síguenos por @800noticias