Tras cuatro días, el incendio de El Algarve portugués sigue descontrolado | 800Noticias
800Noticias
Fotos de Impacto

EFE

El incendio forestal que se declaró hace cuatro días en la región lusa de El Algarve, al sur del país, sigue descontrolado y más de un millar de bomberos con numeroso apoyo aéreo continúa en las labores de extinción para intentar atajarlo.

Según informó este martes en rueda de prensa el comandante distrital de Protección Civil, Luís Vraz Pinto, “la noche ha sido extremadamente activa”, debido a las fuertes rachas de viento, que han provocado que las llamas sigan avanzando.

Debido a la situación, el fuego, además de afectar a las comarcas de Monchique, Odemira y Silves, también se ha adentrado en algunos parajes del concejo de Portimão.

Durante la noche, la Autoridad Nacional de Protección Civil, con el apoyo de los agentes de la Guardia Nacional Republicana, tuvieron que desalojar de diferentes aldeas diseminadas por la zona de sierra a más de 250 personas, realojadas en casas de familiares, residencias o dependencias municipales.

El número de heridos es de 29 leves y una persona grave, del total de 79 asistidos que tuvieron que ser atendidos por diferentes circunstancias.

La mayor actividad del incendio se concentra en seis puntos calientes, según Vraz Pinto, localizados en dos zonas, una próxima a la localidad de Casais y otra cercana al paraje del pantano de Oldelouca.

De esta manera, la lengua de fuego está divida en dos frentes, uno en dirección suroeste, que avanza hacia Casais, y otro a 30 kilómetros hacia el este en dirección a Oldelouca, cerca de São Marcos da Serra.

El secretario de Estado de Protección Civil luso, Artur Neves, insistió durante la rueda de prensa que el objetivo primordial es el de “poner a salvo a todas las personas”.

Sobre el terreno están actuando 1.203 bomberos, 375 vehículos de extinción y 19 medios aéreos (6 helicópteros, 13 aviones).

Entre los contratiempos, las fuertes turbulencias que, de momento, impiden que los medios aéreos puedan actuar con normalidad.

Las previsiones tampoco son favorables para que remita la intensidad del incendios, ya que las temperaturas sobrepasarán los 35ºC y seguirán las rachas de viento.

Síguenos por @800noticias