Papa realiza llamamiento por los refugiados y contra el tráfico de personas | 800Noticias
800Noticias
Sociales

Papa realiza llamamiento por los refugiados y contra el tráfico de

personas

 

CIUDAD DEL VATICANO, 24 Mayo 2013 (AFP) – El papa Francisco pidió este viernes a los gobiernos, los parlamentos y las Iglesias que adopten “iniciativas eficaces” para garantizar los derechos de millones de hombres, mujeres y niños refugiados y afectados por las múltiples formas de una “trata innoble”.

Durante la sesión plenaria del Pontificio Consejo para la Pastoral de los Emigrantes e Itinerantes, el Papa denunció de nuevo “la plaga del tráfico de seres humanos”, “una actividad innoble, una vergüenza para nuestras sociedades que se dicen civilizadas”, “en un mundo en el que tanto se habla de derechos”.

Los gobiernos y legisladores no sólo deben garantizar “los derechos fundamentales” de todos los refugiados forzosos, sino también “hacer frente a los desafíos que aparecen bajo las formas modernas de persecución, de opresión y de esclavitud”.

“Los explotadores y los clientes a cualquier nivel deberían hacer un serio examen de conciencia frente a ellos mismos y a Dios”, dijo.

Estos tráficos “afectan cada vez más a los niños, que se ven implicados en las peores formas de explotación e incluso reclutados en los conflictos armados”.

La Iglesia católica pide que “los derechos fundamentales se extiendan realmente allí donde no son reconocidos a millones de hombres y de mujeres”.

“Para la Iglesia, nadie es extranjero, nadie está excluido, nadie está lejos”, aseguró citando al papa Pablo VI.

La compasión implica “un conocimiento de los acontecimientos que empujan a abandonar la patria por obligación” y también una ayuda para “dar voz” a los que “no consiguen hacerse escuchar sobre lo que vivieron”: “violencia, violaciones, acontecimientos traumáticos, huidas de casa, incertidumbre sobre el futuro en los campos de refugiados”.

Francisco pidió que las comunidades cristianas sean sensibles a estas realidades así como al “deseo (de los refugiados) de amistad, participación en la sociedad de acogida por el aprendizaje de la lengua, el acceso al trabajo y la instrucción de los más pequeños”.

Los refugiados necesitan “intervenciones urgentes” pero sobre todo “comprensión y bondad”, insistió.

El Papa invitó a cada sacerdote y cada comunidad a respetar las “tradiciones” de los cristianos refugiados y a “ayudar a una integración armoniosa en sus realidades eclesiásticas”.

 

Síguenos por @800noticias