Papa visitará Argentina en 2016 con motivo de bicentenario de independencia | 800Noticias
800Noticias
Religión

CIUDAD DEL VATICANO  (AFP) – El papa Francisco viajará a Argentina en el 2016 con motivo de los 200 años de la independencia de su país, un visita muy esperada en su tierra natal y que podrá realizar tan sólo tres años después de su elección al trono de Pedro.

El viaje será organizado con ocasión del bicentenario de la Declaración de Independencia de Argentina y para participar en el Congreso Eucarístico de su país, que se celebrará en Tucumán (norte), la ciudad donde fue declarada formalmente la independencia de España el 9 de julio de 1816.

El anuncio fue hecho por Marcelo Tinelli, vicepresidente del club de fútbol favorito del papa, San Lorenzo, quien entregó al pontífice este miércoles la copa obtenida el domingo como campeón de la primera división del fútbol argentino.

Como es tradición del Vaticano, el viaje no ha sido confirmado oficialmente ya que suelen ser anunciados pocos meses antes de su celebración por la iglesia local y después de que se ha fijado el programa detalladamente.

Desde que fue elegido pontífice en marzo del 2013, el papa argentino ha sido invitado por casi todos los jefes de Estado de América Latina así como por España para que los visite.

Todo parece indicar que el papa contempla realizar una segunda visita a Sudamérica en el 2016, durante la cual podría incluir varias etapas, entre ellas a Uruguay y Chile.

“Lo que sí es seguro es que si visito Argentina, tengo que visitar Chile y Uruguay, los tres juntos. Así que estaremos allí”, le dijo hace algunos meses el pontífice a un grupo de ex alumnos jesuitas uruguayos.

Durante su breve pontificado de nueve meses Francisco ha realizado un solo viaje al exterior, a Brasil, para participar a finales de julio a la Jornada Mundial de la Juventud, una cita heredada de su predecesor, el papa emérito Benedicto XVI.

El papa no ha escondido hasta ahora su deseo de visitar su tierra de nacimiento, pero confesó a los periodistas que lo acompañaban en el avión de regreso de Brasil a Italia, que América Latina “tendrá que esperar”, dijo.

Asia y Tierra Santa

“Creo que se puede ir a Asia, porque Benedicto XVI no ha tenido el tiempo para ir”, comentó tras agregar que a “Asia se debe ir”.

El gran viaje del año del 2014 podría ser a Tierra Santa y Medio Oriente y según numerosos observadores se celebrará en mayo.

El patriarca ortodoxo de Constantinopla le propuso al papa una visita conjunta a los lugares santos, para celebrar el 50 aniversario del histórico abrazo en Jerusalén entre el papa Pablo VI y el patriarca Atenágoras, un hito en el diálogo ecuménico.

Francisco evocó a inicios de diciembre con el primer ministro israelí Benjamín Netanyahu, el proyecto de “peregrinación” a Tierra Santa para el próximo año, según indicó la Santa Sede.

Un equipo de funcionarios del Vaticano ya visitó la región para preparar la eventual visita a Israel, los territorios palestinos y Jordania.

Francisco, que adoptó el nombre del santo de los pobres y de la paz, fue invitado también a Irak por el nuevo patriarca caldeo, Raphael Sako, para dar alivio a los cristianos perseguidos en ese país.

El papa, que cuando era arzobispo de Buenos Aires mantuvo buenas relaciones con las iglesias de rito oriental, es un defensor del diálogo también con el islam y el judaísmo.

El sueño que podría realizar en cambio en total anonimato es el de visitar a su familia italiana, en el norte de la península, en Asti.

“Tengo en mente, dentro de Italia, ir un día a ver mi familia. Tomar un avión por la mañana y volver en otro por la noche. Mis familiares, pobres, me llaman, tenemos buena relación”, confesó en julio a la prensa.