Nuevamente tensas relaciones Venezuela-EE.UU | 800Noticias
800Noticias
Nacionales

El presidente de la Asamblea Nacional (parlamento), Diosdado Cabello, presentó anoche evidencias que muestran cómo funcionarios de la embajada norteamericana en Caracas, conspiran contra el Gobierno.

En el programa televisivo Con el Mazo Dando, el también vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (Pdvsa) develó que el encargado de negocios Lee McClenny organiza reuniones con actores políticos y empresariales con el fin de desestabilizar al país.

En notas confidenciales, el legislador precisó que el diplomático prevé encuentros con hombres de negocios del estado de Lara, políticos de Nueva Esparta y con la alcaldesa de Maracaibo, Eveling Trejo de Rosales.

“El lunes 15 de diciembre, agregó, se preparan citas con Alberto Gámez, presidente de Fedecámaras(estado de Lara) y empresarios como Luis Florido, quien financia la agrupación opositora Voluntad Popular.

McClenny también tiene previsto reunirse con el presidente de Fedecámaras, Jorge Roig y miembros de la junta directiva, señaló al tiempo que denunció la abierta campaña conspirativa.

De otra parte, Cabello presentó imágenes de un camión incautado esta semana con millones de dólares, en Puerto Cabello, estado de Carabobo, recursos vinculados con acciones violentas(guarimbas) de inicios de este año y que el Ejecutivo asegura contaron con el respaldo de la Casa Blanca.

Las investigaciones, dijo, permitieron detener a Arquímedes José Rondón, de 49 años, presunto responsable del camión, quien opera junto a una persona de ascendencia europea.

También explico cómo este hecho se relaciona con el ciudadano Rodolfo Pedro González, conocido como “El Aviador”, ahora privado de libertad por estar involucrado en los actos terroristas de la ultraderecha venezolana en febrero último.

“Esa plata vino para la desestabilización, y la derecha se mantiene en silencio”, condenó el parlamentario, quien también señaló estrechos vínculos de estos personajes con la Agencia estadounidense para el Desarrollo Internacional (Usaid), señalada por las autoridades venezolanas, por su participación en planes contra el Gobierno.

Estas denuncias tienen lugar a pocos días de que el Senado estadounidense aprobara una resolución que estipula sanciones a funcionarios venezolanos presuntamente implicados en violaciones de los derechos humanos.

Entre las primeras reacciones a la hostil medida estuvo la del jefe de Estado, Nicolás Maduro, quien adelantó en un acto de ascenso a oficiales de la Guardia de Honor, el pasado martes, que con mucha paciencia se revisan las relaciones bilaterales con Washington.

El mandatario condenó la resolución del Senado estadounidense y rechazó tales amenazas.

Esas sanciones son promovidas por el lobby de la derecha local que siempre busca aliados para declarar contra el país, aseguró.

Venezuela exige respeto y no acepta sanciones imperialistas, aunque aspire a relaciones de paz con Washington, concluyó 

Por su parte, el canciller venezolano, Rafael Ramírez, también rechazó las nuevas sanciones estadounidenses. Esta injerencia es inaceptable, además de constituir un tema de doble moral porque Estados Unidos bombardea al Medio Oriente, pero imponen sanciones a Rusia y ahora, pretenden hacerlo contra Venezuela, expresó.

Mientras, el propio Cabello manifestó que mientras Washington se toma el derecho de emitir sanciones por supuestas violaciones de los derechos humanos, un informe de la CIA (Agencia Central de Inteligencia) revela la utilización de técnicas de ahogamiento y torturas por efectivos estadounidenses.

Fuente: Prensa Latina

Síguenos por @800noticias