Min. Industrias retrasa pago de bono contractual al sector aluminio | 800Noticias
800Noticias
Economía

La compensación por retraso en la discusión del contrato colectivo se cancelará, a más tardar, el 30 de octubre a los más de 15 mil trabajadores de la industria del aluminio.

A excepción de CVG Venalum, que ya canceló a su personal, el resto de las empresas deberá esperar la transferencia del fondo gubernamental a las finanzas de la Corporación Venezolana de Guayana (CVG).

El planteamiento, de acuerdo con el secretario general del Sindicato de Trabajadores de Alcasa (Sintralcasa), Henry Arias, lo hizo el ministro de Industrias, José David Cabello, vía telefónica desde Caracas.

La reunión, en principio, estaba planteada con el titular de la cartera de Industrias, pero sólo pudo concretarse la asistencia del viceministro y presidente de la CVG, Justo Noguera, y del responsable de la Corporación del Aluminio, Ángel Marcano.

En el encuentro abordaron no sólo el pago del bono, también la cancelación de utilidades y prestaciones, aumento por el ajuste de la curva salarial y demás pendientes de la nueva contratación colectiva de la industria.

Arias indicó que esta semana deberían presentarse los puntos de cuenta para su aprobación en la Asamblea Nacional (AN) en el que se contempla, además, la cancelación de los salarios de la última quincena del mes de octubre.

“El ministro nos pidió que le ayudáramos y que antes del último eso podría pagarse”, dijo en relación con la fracción por el retraso en el depósito del bono.

Retomar el diálogo
La dirigencia informó que el ministro les prometió retomar la discusión de las inversiones y pago de pasivos en reuniones como las que, eventualmente, sostuvieron con el entonces presidente de la CVG, Carlos Osorio, a finales de 2013.

Las mesas de discusión, indicó Arias, deberían también concretarse a final de mes para abordar, entre otros reclamos, la garantía de beneficios para los jubilados, la reducción de la jornada laboral y los retroactivos.

Para el movimiento sindical es de suma relevancia retomar el diálogo sobre el futuro de las empresas del aluminio, que producen hoy por debajo del 20 por ciento de su capacidad instalada sin perspectivas de pronta recuperación.

Aunque el Ejecutivo ha prometido más de 800 millones de dólares en proyectos para Venalum y otros 200 millones de dólares para Bauxilum, la ejecución de los planes de inversión no se ha cristalizado en estos eslabones del proceso productivo.

Recientemente, y a propósito del bajo nivel de celdas conectadas en la reductora, Marcano anunció la incorporación de la “Misión Alcasa Productiva” con la que espera llegar a “cerca” de 100 celdas conectadas a final de año, de 396 en diseño.

De acuerdo con los planes del Gobierno, a finales de 2015 las empresas deben estar en capacidad de pagar sus nóminas y renunciar al subsidio del Estado.

 

Información http://www.correodelcaroni.com/index.php/laboral/item/21356-minindustrias-retrasa-pago-de-bono-contractual-al-sector-aluminio

Síguenos por @800noticias