Material de ensamblaje está en tránsito | 800Noticias
800Noticias
Economía

Jorge Arreaza, informó que “está viniendo a Venezuela” el material que requieren las ensambladoras para reanudar la producción de vehículos.

“Las divisas se están otorgando y las autopartes ya están viniendo a Venezuela, de Chrysler, de Ford, y los empresarios se han comprometido a que si se quedan sin autopartes hasta que lleguen, que están en tránsito, no habrá problemas laborales ni despidos. Fue una matriz que surgió la semana pasada y no tenía mayor sentido”, afirmó Arreaza en el marco de la conferencia de paz realizada en el estado Carabobo.

Aunque el funcionario calificó como “matriz” la situación de las ensambladoras, la realidad es que las automotrices atraviesan una difícil situación debido a la restricción en la entrega de las divisas y a la deuda que acumulan con sus respectivas casas matrices.

De las siete ensambladoras que están agrupadas en la Cámara Automotriz de Venezuela (Cavenez), tres están paralizadas tras agotar el escaso inventario de material de ensamblaje que tenían. Se trata de Iveco, que no ha ensamblado vehículos en los dos primeros meses del año, de Toyota de Venezuela, que está paralizada desde el pasado 13 de febrero y de Chrysler que se paralizó desde el pasado viernes sus actividades por unos 60 días.

Otras como Ford están laborando tres días a la semana para dosificar el inventario que poseen y evitar una paralización forzosa de la planta.

Voceros de la industria automotriz advirtieron al Ejecutivo nacional desde el año pasado que el freno en la liquidación de los dólares obligaría a parar las operaciones en los primeros meses del año, ya que no pudieron colocar pedidos de material a las casas matrices. 

Sin embargo, el Ejecutivo nacional desoyó las voces de alarma y se concentró en promulgar una regulación para la venta de autos en el país.

Las ensambladoras también han comunicado a las autoridades que sin el pago de la deuda por concepto de importaciones no liquidadas, difícilmente las casas matrices reanuden los despachos.

La deuda de las siete ensambladoras con sus casas matrices ronda los 1,8 millardos de dólares y hasta la fecha el Gobierno nacional no ha confirmado a las empresas si honrará ese compromiso.

Según Cavenez, en los dos primeros meses del año apenas se ensamblaron 1.721 automóviles, esto es, un 77,83% menos que en el mismo período del año pasado.

Reclaman divisas

La Cámara Venezolana de la Industria de Bicicletas y Afines (Cavebici) informó en una nota de prensa que los fabricantes apenas recibieron 10% de los 120 millones de dólares que otorgó el Estado para el sector a través de Cadivi y el Sicad.

El gremio también solicitó ser convocado a las subastas del Sicad. “El primer trimestre se fue y no se debe perder el segundo trimestre para poder comenzar a abastecer el mercado”.

 

Información El Universal

Síguenos por @800noticias