El Sicad II es insuficiente para superar el desequilibrio fiscal | 800Noticias
800Noticias
Economía

Presionado por un desajuste donde los gastos superan en 15% del PIB a los ingresos el Gobierno se dispone a devaluar la moneda en el Sicad II a fin de obtener más bolívares por cada dólar que venda en este mercado, pero esta única medida es insuficiente para superar por completo el desequilibrio y destrabar la economía.

Un elemento clave es cuántos dólares venderá Pdvsa en el Sicad II y a qué precio. José Guerra exgerente de investigación económica del Banco Central, explica que podría esperarse que Pdvsa venda en el Sicad II unos 30 millones de dólares diarios a un tipo de cambio de 30 bolívares y en este caso el Gobierno obtendría el equivalente a 3% del PIB, es decir, la crisis seguiría viva.

“Si no acompañas al Sicad II con medidas que de verdad corrijan el déficit fiscal, recortando el gasto, aumentando el precio de la gasolina, es muy probable que el Gobierno recurra a la impresión de dinero para cubrir el déficit con lo que seguiría alentando la presión inflacionaria”, dice José Guerra.

Pedro Palma, profesor del IESA, coincide con esta idea y añade que “tiene que haber disciplina fiscal y medidas en el lado de los ingresos que aparte del alza de la gasolina incluyan aumentos de las tarifas de servicios públicos y del IVA. Esto puede ser progresivo pero es necesario”.

Para la administración de Nicolás Maduro no es fácil plantearse un recorte de gasto en momentos en que la economía pierde impulso y tras crecer 5,6% en 2012 solo avanzó 1,6% en 2013, porque de hacerlo podría acelerar el tránsito a la recesión.

Por lo tanto una opción que está sobre la mesa es que Pdvsa venda una cantidad mayor de dólares en el Sicad II a fin de disminuir el déficit a un solo dígito pero esto supondría que sectores que están recibiendo divisas al tipo de cambio preferencial de 6,30 comiencen a importar a una tasa mayor y la inflación, que registra un salto de 56% en los últimos doce meses, recibiría un impulso extra.

El gabinete económico considera que el Sicad II no tendrá efecto en la inflación porque las empresas que comenzarán a importar por esa vía ya tienen sus precios de acuerdo al tipo de cambio negro, pero esto aún está por verse.

Pedro Palma indica que “la experiencia histórica nos dice que por más que existan productos con precios de reposición ajustados al dólar negro la devaluación tiene un efecto inflacionario”.

José Guerra considera que “cuando se cerró el Sitme muchos importadores quedaron sin divisas y dejaron de traer productos, ahora van a comenzar a hacerlo a través del Sicad II y es cuando se va a materializar la devaluación, el mercado negro tiene una oferta muy baja que no sustituyó al Sitme”.

Es incompleto

Para tratar de detener la marcha de la economía hacia un ciclo de mayor inflación y mínimo crecimiento o recesión el gabinete económico ha recurrido al reforzamiento de los controles con la Ley de Precios Justos y al Sicad II que constituye una devaluación parcial de la moneda, un tratamiento que luce deficiente.

Al alargar la vida del tipo de cambio a 6,30 bolívares se mantiene una tasa artificialmente baja que impulsa las importaciones y alienta la corrupción porque habrá un gran incentivo para obtener dólares baratos de forma fraudulenta y revenderlos en el Sicad II.

En el flanco monetario Pedro Palma indica que “habría que tomar medidas restrictivas y no puedes pretender que las tasas de interés no aumenten”.

Añade que para recuperar la producción “hay que ir desmontando las distorsiones que has creado en estos quince años. Incrementar la producción petrolera, que el Gobierno se desprenda de empresas expropiadas que hoy producen mucho menos que cuando estaban en manos privadas, corregir los precios rezagados, reglas claras para la inversión”.

Fuente: EL UNIVERSAL  

Síguenos por @800noticias