Otro secuestro masivo de jóvenes estudiantes en Cocula | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

A dos meses de la desaparición de 43 estudiantes de Ayotzinapa, en Guerrero, una madre denunció a través de la televisora France 24 que más de 30 estudiantes de secundaria en Cocula, en el mismo estado, fueron secuestrados el 17 de julio pasado.

Según el testimonio de la madre de Cocula, dado a conocer por la televisora francesa este 26 de noviembre, el hecho ocurrió a plena luz del día en la plaza principal del municipio, cuando un grupo de hombres encapuchados, vestidos en uniformes de la marina, armados, se llevaron a 31 adolescentes de entre 13 y 15 años abordo de camiones “tipo policía”.

Sin embargo, la Oficina del Comisionado Nacional de Seguridad (CNS) señaló que no existe ninguna denuncia, ni reporte de las autoridades de educación, sobre la desaparición de estudiantes en la escuela secundaria Justo Sierra, de acuerdo con la agencia Notimex.

La CNS agregó que elementos de la Policía Federal acudieron a la escuela Justo Sierra y el Subdirector de dicho plantel manifestó no tener conocimiento de la desaparición de ninguno de los alumnos ahí inscritos.

Asimismo, confirmó que diariamente se pasa lista de asistencia, y que ante un caso de ausentismo, se establece comunicación con los padres de familia; hasta el momento ninguno ha manifestado el extravío de un menor.

Previamente, UnivisionNoticias.com contactó al gobernador de Guerrero, Rogelio Ortega, y  al director de Comunicación Social del estado, Misael Habana, quien respondió que están enterados del reportaje pero que hasta el momento no hay nada oficial. “No hay denuncias al respecto por tanto no ha habido pronunciamiento alguno de las autoridades de la Procuraduría de Justicia de Guerrero”, dijo.

Los padres no han denunciado por miedo, afirmó una testigo

Los chicos a los que France 24 reportó como desaparecidos eran estudiantes de la secundaria Justo Sierra de Cocula y cursaban su último día del ciclo escolar pasado, según relató “Rosa”, nombre con el que se identificó a la mujer que aseguró ser testigo del secuestro masivo. Desde ese día, los padres de los jóvenes no saben nada de sus hijos.

“Todos estaban aterrados, sin moverse, estaban muy asustados, porque los hombres armados les decían que no se movieran. Yo lloraba porque se llevaron a mi niña”, relató Rosa a la televisora francesa.

 

Información Univisión 

Síguenos por @800noticias