Humala: Problemas en Venezuela afectarían a América Latina | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

El presidente de Perú, Ollanta Humala, reiteró hoy que apoya el diálogo para solucionar la crisis interna en Venezuela y añadió que está a la espera de la respuesta oficial de Chile sobre el presunto espionaje cometido contra su país. 

En una reunión con la prensa extranjera acreditada en Lima, Humala consideró que cualquier problema que hubiera en Venezuela “le va a afectar a toda la región de América Latina”. 

El gobernante enfatizó que “Venezuela es un país muy importante en la región” y señaló que la crispación de sus relaciones con Estados Unidos es “un problema de hace varios años” que les corresponde solucionar a ambos. 

Humala remarcó que Perú ha “ofrecido públicamente, y también personalmente” sus servicios “para ayudar a restablecer el diálogo que debe reinar en Venezuela, individualmente como país o dentro del concierto de grupos de países que quieran sumarse a esta tarea”. 

Aseguró, además, que lamenta que en Venezuela “haya autoridades detenidas”, pero indicó que no puede “expresar un juicio de valor” sobre ese tema porque, dijo, desconoce “el motivo de la acusación, ni los detalles”. 

El mandatario agregó que la posición de Perú ha sido trabajada “coordinadamente con otros países como Colombia, como Brasil”, con la intención de “poder ayudar al pueblo hermano de Venezuela a encontrar su camino en paz y en desarrollo, con el diálogo”. 

Humala también dijo que no se quiere perder la próxima Cumbre de las Américas, que se celebrará en abril en Panamá, a la que por primera vez asistirá Cuba y en la que dijo que tratarán sobre la crisis en Venezuela y la coyuntura económica. 

En opinión de Humala, el problema de la región es que “más allá de los furibundos e incendiarios discursos es que somos una región muy desigual”, por lo que el “tema fundamental es cómo combatir la desigualdad” y dijo que Perú va a plantear en la Cumbre de las Américas la “necesidad de la diversificación productiva para América Latina”. 

El mandatario también afirmó que está a la espera de la respuesta oficial de Chile sobre el caso de presunto espionaje por el que están siendo investigados tres suboficiales de la Armada peruana y aseguró que “también no dar una respuesta es dar una respuesta”. 

El Gobierno peruano ha enviado una nota diplomática a Chile para pedir una investigación sobre la denuncia presentada en el fuero militar peruano contra tres suboficiales de la Marina de Guerra investigados por enviar información confidencial a presuntos militares chilenos. 

Humala aseguró que su Gobierno “tiene las pruebas” y que ha “comprobado que se ha producido el acto” de espionaje por lo que espera que “haya las satisfacciones del caso para que esto no se deteriore más”. 

Señaló que el caso de presunto espionaje se produjo en un contexto “de batalla jurídica que no puede pasar desapercibido”, en referencia al litigio por límites marítimos que ambos países sostuvieron entre 2008 y 2014 en la Corte de Justicia de La Haya (CIJ). 

Durante su reunión con la prensa extranjera, Humala enfatizó, por otra parte, que en la actualidad se reconoce “a nivel internacional que Perú es una de las economías lideres en América Latina.” 

“El año pasado hemos duplicado el crecimiento promedio de América Latina y para el 2015 vamos a mantener ese liderazgo”, señaló remitiendo a los pronósticos que hacen organismos internacionales como el Banco Mundial (BM) y el Fondo Monetario Internacional (FMI), que indican que la economía peruana crecerá por encima del 4 % durante este año. 

“Tenemos una cartera de proyectos en minería por 64.000 millones de dólares. Estamos resolviendo en ese sector los problemas sociales”, acotó antes de mencionar obras de su gestión como el inicio de la construcción de la segunda línea del Metro de Lima, la carretera longitudinal de la sierra y el gasoducto del sur, entre otras. 

Humala también destacó los logros en la lucha contra el narcotráfico, dijo que “ningún otro gobierno” lo ha combatido con tanto ahínco y reiteró que a un año y medio de la finalización de su mandato “la prioridad es la misma” que al inicio de su Gobierno: “la inclusión social”. 

 Defendió, además, a su esposa, Nadine Heredia, de las acusaciones que le hace la Fiscalía por presunto lavado de activos y dijo que se debe mantener la presunción de inocencia en el caso del exministro del Interior Daniel Urresti, acusado de haber sido el autor mediato (con dominio del hecho) del asesinato de un periodista en 1988.

Fuente: ÚN 

Síguenos por @800noticias