Holanda recibe hoy más restos mortales del vuelo MH17 derribado en Ucrania | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

EINDHOVEN, (AFP) – Nuevos restos mortales de víctimas del avión malasio derribado en Ucrania llegarán a Holanda este jueves y la Unión Europea prevé reforzar las sanciones a Rusia por su papel en la crisis.

Los embajadores de los 28 países miembros de la UE se reúnen en Bruselas la mañana del jueves para decidir una nueva lista de personalidades y entidades rusas objeto de sanciones por su apoyo a los separatistas prorrusos en el este de Ucrania.

Kiev anunció este miércoles, casi una semana después del drama del Boeing 777 de la Malayisia Airlines, el derribo de dos cazas suyos en la misma zona y afirmó que fueron alcanzados por misiles lanzados desde la vecina Rusia.

Al mismo tiempo, Holanda recibía en silencio cargado de emoción los primeros cuerpos de las 298 víctimas del vuelo MH17, 193 eran holandesas. Más cuerpos llegarán este jueves.

A las cuatro de la tarde (14h00 GMT), las campanas resonaron en todas las iglesias del país para acompañar el aterrizaje de los dos aviones con los restos de las primeras víctimas.

Familiares y amigos de las víctimas, el rey y la reina de Holanda y el primer ministro Mark Rutte se encontraban en la pista para asistir a la llegada del aparato del ejército holandés que transportaba a 16 féretros y del avión australiano con 24 cuerpos.

Los cuerpos fueron trasladados, en una larga procesión de coches fúnebres, a la base militar de Hilversum con el fin de empezar el proceso de identificaciones, que podría durar varios meses.

Miles de holandeses congregados a ambos lados de la autopista, en puentes o frente a la base militar, lanzaban flores o aplaudían.

Las banderas de los once países con ciudadanos suyos entre las víctimas ondeaban a media asta en el aeropuerto.

En todo el país se observó un minuto de silencio, durante el cual no despegó ni aterrizó ningún avión en el aeropuerto de Amsterdam-Schiphol, desde donde salió el vuelo MH17.

Este día es el primero de luto nacional desde la muerte en 1962 de la reina Guillermina, quien reinó durante las dos guerras mundiales.

“Haremos todo lo que está en nuestro poder para encontrar a los responsables de esta tragedia (…) y castigarlos. Rusia, para nosotros, es responsable”, lanzó el viceprimer ministro ucraniano, Volodimir Groisman, en el aeropuerto de Jarkov, ciudad del este de Ucrania bajo control del gobierno de Kiev, desde donde salieron los vuelos con los restos mortales.

Estados Unidos considera que el Boeing 777 que cubría la ruta Amsterdam-Kuala Lumpur fue alcanzado por un misil disparado desde la zona controlada por los insurgentes con el apoyo de Rusia.

“La explicación más plausible es que se trató de un error” y que el misil fue lanzado por una persona “mal entrenada” utilizando un sistema de misiles tierra-aire de fabricación rusa Buk que requiere cierta destreza y entrenamiento, indicó un alto responsable de los servicios de inteligencia que pidió el anonimato.

El presidente estadounidense, Barack Obama, afirmó por su parte que si Rusia sigue con su estrategia de desestabilización en Ucrania se enfrentará a “costos adicionales”.

La Unión Europea acusa a Rusia de entregar armas a los insurgentes y prepara nuevas sanciones.

Por la noche, varios miles de personas, la mayor parte vestidas de blanco, participaron en una marcha silenciosa por las calles de Amsterdam.

Al otro lado de la Mancha, se observó un minuto de silencio en la ceremonia inaugural de los Juegos de la Commonwealth, en Glasgow (Escocia). La reina Isabel II instó a los asistentes a “unirse” en estos tiempos difíciles.

 

– Misión policial internacional –

 

Según Kiev, Holanda y Australia, que cuenta 28 muertos en esta catástrofe, aseguraron que están listas para mandar “una misión policial bajo los auspicios de la ONU”, con el fin de preservar el lugar del accidente, situado en una zona controlada por los separatistas, y garantizar una investigación independiente.

Los insurgentes que controlan el lugar solo entregaron una parte de los cuerpos y las dos cajas negras el martes, después de intensas presiones internacionales.

La misión de observación de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) asegura también que todavía hay fragmentos de cuerpos no protegidos en el lugar de la catástrofe y los responsables holandeses solo han confirmado la recepción de 200 cuerpos sobre un total de 298 víctimas.

Las cajas negras llegaron el miércoles a Gran Bretaña para ser analizadas, aunque es poco probable que ayuden a identificar el origen del disparo que derribó el aparato. Según los investigadores, no hay indicios de que la caja negra que grababa las conversaciones en la cabina de pilotaje haya sufrido alteraciones.

Síguenos por @800noticias