Cristiano Ronaldo, de nuevo eclipsado en un Mundial de Clubes | 800Noticias
800Noticias
Deportes

Marrakech, Marruecos | AFP. El astro portugués Cristiano Ronaldo tiene dos títulos del Mundial de Clubes, el último conseguido este sábado con el Real Madrid ante San Lorenzo (2-0) en Marruecos, pero en ambos casos ha quedado con sabor agridulce al verse eclipsado por algún compañero.

Su primera victoria en esta competición la consiguió en el año 2008 en Japón, cuando se coronó con el Manchester United de Sir Alex Ferguson.

Cristiano era la estrella entonces de los ‘Red Devils’ y en la semifinal llegó a marcar un gol en la victoria 5-3 sobre el Gamba Osaka local, aunque la figura de este partido fue Wayne Rooney, con un ‘doblete’.

En la final, CR7 tenía hambre de gol, pero el único tanto al Liga Deportiva Universitaria de Quito ecuatoriano (1-0) lo consiguió de nuevo Rooney, a pase del portugués.

Al término del partido, la FIFA concedió sus galardones y Rooney, como no podía ser de otra manera después de ser decisivo en los dos partidos, fue premiado como el mejor del torneo con el Balón de Oro.

Este Mundial de Clubes llegaba por lo tanto para Cristiano como la ocasión perfecta para tomarse la revancha, especialmente por el momento dulce que atraviesa el luso, que en la Liga española lleva unos registros espectaculares, 25 dianas en apenas 15 jornadas.

Pero esta competición no es propicia para el madeirense, que en la semifinal intentó una y otra vez batir al Cruz Azul mexicano (4-0), pero tuvo que conformarse con un papel de pasador, brindando el pase decisivo en dos de las dianas de los blancos.

Tras esa semifinal, Carlo Ancelotti aplaudió la aportación de Cristiano al equipo y bromeó con que esperaba que se hubiera guardado algún gol para la final.

“No marcó, pero asistió a sus compañeros y ayudó al equipo. Ronaldo es siempre importante para el equipo, aunque no marque. Puede que se haya guardado un gol para la final”, declaró el entrenador italiano.

– Balón de plata –

No fue así y Cristiano, que jugó íntegramente ambos partidos, no terminó de encontrar el camino del gol.

Sergio Ramos, autor de dos tantos en el torneo, se quedó con las laureles que parecían reservados para el portugués y se llevó el Balón de Oro, como Rooney seis años atrás.

Cristiano Ronaldo fue galardonado con el Balón de Plata al segundo mejor jugador del torneo, pero el premio no es suficiente para un jugador de su ambición, siempre obsesionado con ser el número uno.

Fue uno de los primeros en abandonar el estadio de Marrakech, como queriendo dar por terminada esta aventura marroquí, y ahora su próximo desafío es que lo que este sábado fue un Balón de Plata sea un Balón de Oro en enero en Zúrich, en la gala de premios anuales de la FIFA, donde aspira a revalidar su corona y ser elegido por tercera vez en su carrera el mejor futbolista del planeta.

Sus rivales en esa ceremonia en Suiza serán el argentino Lionel Messi y el arquero alemán Manuel Neuer. Y Cristiano, después de un año espectacular, se perfila como el gran favorito.

Síguenos por @800noticias