Cineasta venezolana ganadora del Festival de San Sebastián arremete contra la situación del país | 800Noticias
800Noticias
Entretenimiento

La cineasta venezolana Mariana Rondón, ganadora de la Concha de Oro a la mejor película en el Festival Internacional de Cine de San Sebastián, España, ha arremetido durante los últimos días contra el Gobierno Bolivariano. Cuando ha sido el Estado el ente financista de los tres filmes que componen su carrera, incluido “Pelo Malo”, por el cual fue premiada.

Su primera cinta fue “A la media noche y media” (1999) y contó con apoyo financiero del Centro Nacional Autónomo de Cinematografía (CNAC) de Venezuela. Las otras dos películas, “Postales de Leningrado” (2007) y “Pelo Malo” son obras financiadas por la Villa del Cine, organismo creado para estimular la producción de obras de cine y audiovisuales en su país.

Al recibir el premio en San Sebastián, Rondón emitió duras críticas hacia Venezuela.

“No me gusta la polarización de mi país (…) En esta radicalización que me preocupa mucho hemos perdido los sitios de encuentro. No me puedo creer que no haya marcha atrás. Cada vez nos hacemos más daño y nos hundimos más. Cada vez el otro, por no tener la misma idea, es más enemigo”, señaló.

Igualmente, la realizadora sostiene que en Venezuela “pensar distinto a los otros” es un problema para el Gobierno, aunque ese mismo Gobierno financia sus películas sin imponerle condiciones ni obligarla a “pensar igual”.

Asimismo, en una entrevista concedida al diario El País, Rondón dijo: “Y a mí nadie me dijo que esto era una guerra, solo íbamos a unas elecciones. Paremos. Hay un dolor inmenso. De un acto político, un referendo, hemos pasado a un acto de fe, de ideas”. ¿De quién fue la responsabilidad? Toda de Chávez. Cuando dijo eso de que quien no está conmigo está contra mí nos sentenció a esta guerra. Y Maduro sigue el mismo camino”.

Sus declaraciones contrastan con las ofrecidas en 2008, tras el éxito de Postales de Leningrado, cuando reconoció el respaldo al cine nacional por parte del Gobierno Bolivariano e invitó a la gente a hacer cine porque “ahora todo está a la mano: una cámara, el Final Cut, todo es más fácil. Sólo hay que hacerlo”.

En aquel entonces, agregó que “el  Centro Nacional Autónomo de Cinematografía (CNAC) está ayudando mucho más, por ejemplo a las óperas primas les está dando el cien por ciento. Por otro lado está la Villa del Cine que es como la productora del Estado. Mientras más se produzca, mientras más personal se forme, mientras más técnicos, mientras más se ayude con el dinero, mejor cine habrá”.

Pelo Malo, premiada con el Concha de Oro, está protagonizada por un niño de nueve años que quiere alisarse su pelo rizado para la foto de la escuela y esconde un duro retrato de la realidad venezolana sobre la discriminación.

 

Información VTV

Síguenos por @800noticias