Rivaldo interrumpe su jubilación para ayudar al club brasileño que preside | 800Noticias
800Noticias
Deportes

Sao Paulo, Brasil | AFP | Último de la segunda división brasileña y sin ninguna victoria en ocho partidos, el Mogi Mirim necesitaba un revulsivo y su presidente, el campeón mundial Rivaldo, decidió tomar medidas: se integrará a los entrenamientos del equipo, y quizás en algún partido, hasta que el grupo remonte el vuelo.

El que fuera Balón de Oro en 1999, de 43 años, retornará así a los gramados con el club que le descubrió en 1992 y en el que se retiró en marzo del año pasado.

“Después de mucho pensar y analizar los pros y los contras, decidí que voy a integrarme en el elenco de jugadores del Mogi Mirim que está disputando la Serie B del campeonato brasileño”, explicó el exatacante del FC Barcelona o el Milan en un comunicado en la página del Mogi Mirim.

Rivaldo contó que fueron los pésimos resultados del club los que le empujaron a volver a vestirse de corto.

“Quiero, con mi decisión, ayudar a los jugadores a salir de esta mala fase, ya que entiendo que nuestro equipo no está para luchar contra el descenso. Tenemos equipo para, como mínimo, estar disputando la mitad de la clasificación”, dijo.

La exestrella mundial quiso aclarar, sin embargo, que por el momento sólo se unirá a los entrenamientos de este equipo del interior de Sao Paulo con el que aún tiene contrato vigente como jugador.

“Repito que no estoy regresando para jugar regularmente (…) Hace 15 meses que paré de jugar profesionalmente y si mi rodilla está bien, podría incluso ayudar en algunos partidos, pero serán los entrenamientos los que me ayuden a decidir”, zanjó.

Rivaldo ya tuvo que tomar una decisión drástica a finales de mayo cuando destituyó como entrenador a Edinho, hijo del mito del fútbol Pelé, un mes y medio después de ficharle para dirigir el regreso del Mogi Mirim a la segunda división tras diez años de ausencia.

Rivaldo salió en 1993 de este club del interior paulista rumbo al Corinthians, y pasó luego por el Palmeiras antes de dar el salto al español Deportivo de La Coruña y, más tarde, al FC Barcelona y al Milan.

Antes de regresar al Mogi Mirim en 2014, la exestrella probó suerte en el fútbol griego, en el uzbeco y el angoleño.

Síguenos por @800noticias