Recuperan a su bebé meses después de ser intercambiado por error | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

Con el resultado de estas pesquisas no es una pareja la que recupera a su vástago, sino dos, cuatro felices progenitores que gracias a una denuncia recomponen su vida. Y es que sus hijos reciñen nacidos habían sido cambiados en el hospital de la capital de El Salvador donde nacieron. Las pruebas de ADN ordenadas por la Fiscalía tras conocerse el caso han permitido al británico Richard Cushworth y la salvadoreña Mercedes Casanellas reunirse con su pequeño, ya que se desconoce la identidad de los padres del otro bebé.

El diario ‘elsalvador.com’ explicó que Mercedes Casanellas sospechaba que el bebé al que cuidaba desde hacía más de tres meses no era el suyo, ya que al salir del centro clínico notó que tenía la piel y los genitales más oscuros que al nacer, pero una de las enfermeras le comentó que era algo normal. Sin embargo, la mujer y su esposo decidieron hacerse una prueba de paternidad que resultó negativa.

 Después de que los padres notificaran de lo ocurrido a la Fiscalía, el Ministerio Público ordenó que los progenitores de los cuatro bebés nacidos en el hospital realizaran pruebas de ADN a los menores. Así, se comprobó que el bebé de Casnellas lo tenía otra familia.

Posteriormente se celebró una audiencia que se resolvió con la entrega de los recién nacidos a sus respectivas familias biológicas, después de que el director interino de Medicina Legal, Pedro Martínez, confirmase la veracidad de los resultados de las pruebas. “Hemos devuelto a los bebés a sus legítimos padres”, explicó el Fiscal General, Luis Martínez, quien aseguró que el intercambio ha sido duro para ambas familias. “Esperamos que esto no se haya repetido en otras ocasiones”, afirmó, añadiendo querevisarán los protocolos tanto en hospitales privados como públicos para evitar que vuelva a ocurrir.

No obstante, la fiscal del caso, Dinora Sigüenza, aclaró en una rueda de prensa que el proceso judicial seguirá abierto contra el que de momento es el principal responsable de los hechos, el doctor Alejandro Guidos, acusado de suplantación y alteración del estado familiar. Sin embargo, según recoge el diario ‘La Prensa Gráfica’, también se investigará al resto del personal médico y de enfermería que participó en los partos.

La Fiscalía no ha podido comprobar si se produjo una confusión en el intercambio, pero ha recordado que el procedimiento normal es que el ginecólogo entregue el bebé al pediatra y se queda con la madre. El abogado de Guidos ha señalado que, a la hora del parto, el médico no fue responsable de quedarse con el recién nacido.

 

Fuente: Que.es

Síguenos por @800noticias