Rajoy y Rivera se reúnen este jueves en un diálogo que no promete concesiones | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

Con información de El País

Ciudadanos admitió ayer, desconcertado, que esperaba que tras la reunión de la ejecutiva del PP Mariano Rajoy les dijera si aceptaba o no sus seis condiciones, porque en la rueda de prensa posterior a su último encuentro con Albert Rivera, el pasado 10 de agosto, el presidente en funciones anunció que convocaba a la ejecutiva de su partido para “consultar” con ellos “el documento”. Pero el líder del PP, que no está dispuesto a que un partido con 32 escaños lleve la voz cantante de la negociación para su investidura, se limitó a decir ayer que el Comité Ejecutivo Nacional había resuelto darle “autorización” para negociar. Esto ha provocado que ambos líderes acudan hoy a su reunión en el Congreso, a las 13 horas, sin un orden claro.

Fuentes de la dirección popular insisten en que en ningún caso rechazan esos seis requisitos y que precisamente la ejecutiva popular ha dado autorización a su líder para negociarlos. Moncloa ha preparado un documento con las consecuencias políticas y jurídicas de algunas de las reformas que plantea Ciudadanos, y tanto los vicesecretarios del PP como varios dirigentes autonómicos han repetido estos días que, aunque son “asumibles” requieren matices y concreción, ya que algunas de las condiciones exigen modificar la Constitución o implican, necesariamente, el acuerdo con otras formaciones. Aunque vinieran recogidas en un folio, resumen, “algunas no pueden despacharse con un simple sí o no”.

Pero desde Ciudadanos recuerdan que esos seis requisitosno admiten matices y que son un punto de partida para empezar a negociar, de verdad, un apoyo a la investidura de Mariano Rajoy.  Si el líder del PP no les dice claramente hoy si acepta o no sus condiciones, seguirán “en el mismo escenario”, es decir, sus 32 diputados se abstendrán en la votación de investidura del presidente en funciones.

Rajoy negó ayer miércoles que hubiese convocado a la ejecutiva de su partido para debatir las seis condiciones, pese a que así lo había anunciado una semana antes en el Congreso. De hecho, se jactó de que nadie había dicho “ni una palabra” en la reunión sobre esos seis requisitos, pese a que Juan Vicente Herrera, presidente de Castilla y León recordó que algunos de ellos ya están en el fondo del programa del PP y la presidenta madrileña, Cristina Cifuentes, que gobierna con el apoyo de Ciudadanos, comentó que su pacto en Madrid – al que ya se han incorporado tres de esas exigencias-, funciona.

El presidente en funciones tampoco quiso valorar ayer las seis condiciones de Rivera. “Podemos aceptar muchas cosas. O no”. Esa vaguedad decepcionó a Ciudadanos que, sin embargo, prefiere esperar al encuentro de hoy para dar el siguiente paso. Rivera aún confía en que Rajoy acepte sus condiciones y el PP fía a los 32 votos de Ciudadanos toda su estrategia de presión para lograr la abstención del PSOE.

Síguenos por @800noticias