Muere el exsenador boliviano Roger Pinto tras accidente aéreo en Brasil | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

EFE

El exsenador boliviano Roger Pinto, un férreo opositor al Gobierno de Evo Morales refugiado en Brasil desde 2013, murió hoy a raíz de las heridas sufridas en un accidente con una avioneta que él mismo pilotaba, informaron a Efe fuentes de su entorno.

Pinto, de 58 años, se accidentó por causas aún no establecidas el pasado sábado, cuando la avioneta que él mismo dirigía se estrelló en el estado de Goiás, a unos 200 kilómetros de Brasilia, donde había fijado su residencia tras obtener el estatus de refugiado.

El aparato cayó poco después de despegar de un aeroclub y quedó prácticamente destruido, lo que dificultó incluso el rescate de Pinto, quien según los bomberos había quedado atrapado entre los restos de la aeronave.

El exsenador sufrió diversas heridas y un traumatismo cráneoencefálico y falleció en el Hospital de Base de Brasilia, al que fue trasladado durante el fin de semana tras recibir los primeros auxilios en un centro médico cercano al lugar del accidente.

Pinto fue protagonista de un incidente diplomático que comenzó en 2012, cuando acudió a la embajada de Brasil en La Paz y alegó que era “perseguido” por el Gobierno de Evo Morales, que se negó a darle el salvoconducto necesario para que saliera de Bolivia.

Poco más de un año después, con ayuda del personal diplomático de Brasil en La Paz, abandonó la embajada en forma clandestina y llegó a la ciudad fronteriza de Corumbá, donde solicitó el estatus de refugiado, finalmente concedido por las autoridades brasileñas.

La crisis diplomática le costó el cargo al entonces ministro de Relaciones Exteriores brasileño, Antonio Patriota, quien presentó su renuncia a la presidenta, Dilma Rousseff, en medio de las protestas del Gobierno boliviano.

Pinto respondía a varias acciones en la Justicia boliviana, que este mismo año le condenó a cinco años de prisión por los delitos de conducta antieconómica, resoluciones contrarias a la Constitución y las leyes, incumplimiento de deberes y uso indebido de influencias.

El exsenador era suegro del capitán boliviano Miguel Quiroga, piloto del avión de la aerolínea Lamia que se estrelló a fines del año pasado en Colombia, en un accidente que le costó la vida a casi toda la plantilla del equipo de fútbol brasileño Chapecoense.

Fuentes próximas al exsenador consultadas por Efe dijeron que la familia aún no ha decidido cuándo tendrá lugar el funeral, pero barajaron la posibilidad de que sea hoy mismo y que sus restos sean enterrados en el cementerio de Brasilia.

Síguenos por @800noticias