Más de 30 denuncias por represalias contra trabajadores en estatales por apoyar el revocatorio | 800Noticias
800Noticias
Nacionales

Correo del Caroni

Luego del encuentro de más de 30 trabajadores con el diputado a la Asamblea Nacional, José Prat, y abogados expertos en materia laboral, el parlamentario reiteró que cada uno de los casos de amenazas y despidos de empleados del sector público por haber firmado por el referendo revocatorio será llevado hasta la Comisión Permanente de Política Interior de la Asamblea Nacional.

De acuerdo con Prat, hasta ahora se contabilizan ocho trabajadores del Seniat, Corpoelec, Venalum y Ferrominera, entre los que asistieron a la reunión y plantearon formalmente su denuncia, que fueron despedidos por haber firmado y autenticado su huella para la solicitud del referendo revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro. El resto ha sido amenazado de despidos y otros removidos de sus cargos sin ser asignados a otras funciones.

Recordó que también conocen del caso de un grupo de policías del estado que fueron amenazados. Desde esta comisión, tratarán la situación, tanto desde el punto de vista legal como institucional.

Además de tratarse de una retaliación política, el diputado mencionó las violaciones de los derechos humanos y al trabajo, contemplado en los artículos 13, 21, 87 y 89 de la Constitución nacional, así como el 18 de la Ley Orgánica del Trabajo, y el convenio 111 del acuerdo de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Sin miedo

Acotó que el caso será llevado igualmente hasta la Defensoría del Pueblo, a fin de agotar todas las instancias internas, antes de acudir a las internacionales.

Sobre los despedidos de Corpoelec, cuestionó que “quienes han ayudado a destruir el sistema eléctrico nacional, son quienes vienen a maltratar a quienes durante toda una vida ayudaron a construir ese sistema eléctrico”.

Prat ratificó su respaldo y ayuda para quienes vencieron el miedo y ejercieron un derecho político y constitucional, como lo es la solicitud de referendo revocatorio.

Descarta que estas acciones puedan desmotivar al electorado en los próximos pasos para el referendo. “Aquí hay una voluntad firme de cambio (…) el tiempo de cambio llegó y se demostró en las elecciones del 6 de diciembre, en la recolección de firmas y la validación de huellas. Estas maniobras son patadas de ahogados que no van a desmovilizar a la población. La gente perdió el miedo, el que no ha perdido el miedo es el gobierno”.

“Salir de Nicolás Maduro es un tema de sobrevivencia personal, ya no es un tema político. Los próximos despedidos serán los del gobierno, pero por la vía legal, ellos saldrán por la vía del revocatorio“, remarcó.

Síguenos por @800noticias