La Justicia egipcia anula la pena de muerte contra Mursi | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

Agencias

El Tribunal de Apelaciones egipcio anuló este martes la condena a muerte contra el ex presidente egipcio, el islamista Mohamed Mursi, dictada en mayo de 2015 por escapar de prisión durante las revueltas que forzaron la renuncia de Hosni Mubarak en 2011.

Junto a Mursi, derrocado por el golpe de Estado de 2013 urdido por el actual presidente y ex jefe del ejército Abdelfatah al Sisi, la corte ha revocado las cadenas perpetuas contra otros 21 implicados en el mismo caso y las penas capitales contra otros cinco sentenciados, entre ellos, el guía supremo de los Hermanos Musulmanes Mohamed Badía y dirigentes de la agrupación como Rashad Bayumi y Mohamed Saad el Katatni. El Tribunal ha ordenado la repetición del proceso.El fallo tumba la única pena capital que había recaído hasta ahora sobre Mursi, condenado a cadena perpetua en junio de 2015 por su participación en una presunta conspiración junto a Hamas y Hizbulá para “cometer actos terroristas en el país”.

El pasado junio el primer presidente elegido en las urnas de la Historia egipcia, de 65 años, recibió otra cadena perpetua por filtrar documentos a Qatar. A finales del pasado octubre el tribunal de Apelaciones confirmó, además, la pena de 20 años de prisión contra Mursi hecha pública en abril de 2015 por intimidar a los manifestantes de la oposición durante los choques que sus partidarios y detractores protagonizaron el 5 de diciembre de 2012 a las puertas del palacio presidencial de Ittihadiya. La trifulca, acaecida días después de la declaración constitucional que blindó la aprobación de la Constitución, se saldó con 10 muertos y más de 700 heridos.

En el juicio cuyo reinicio ha dictado este martes el Tribunal de Casación, Mursi está acusado de participar en el asalto y la huida de la prisión de Wadi Natrum, un erial plantado en mitad de la carretera que une El Cairo con Alejandría. El 28 de enero de 2011 cientos de presos escaparon del penal tras una jornada de protestas que en la capital acabó con desbandada policial y el país sumido en el caos. “Dormía cuando los hermanos me despertaron y me dijeron que la prisión estaba abierta y que solo quedaban miembros de los Hermanos Musulmanes. Me advirtieron: si te quedas aquí morirás”, relató Mursi poco días después de su huida.

Tras recibir el informe favorable pero no vinculante del mufti Shauqi Alam -la máxima autoridad religiosa del país-, la justicia egipcia confirmó en junio de 2015 la pena capital contra Mursi y 107 personas, entre ellas, destacados líderes de los Hermanos Musulmanes como el guía supremo Mohamed Badía -con otras dos condenas a muerte- y los dirigentes de su brazo político Mohamed Saad el Katatni y Esam el Erian. “Las únicas pruebas aportadas han sido las investigaciones llevadas a cabo por la policía. No hay ninguna evidencia de los cargos”, señaló por aquel entonces Mohamed el Damati, abogado del ex presidente.

Síguenos por @800noticias