Felipe VI recibe al presidente catalán en plena tensión independentista | 800Noticias
800Noticias
Nacionales

Madrid, España | AFP | El rey Felipe VI de España recibió este viernes en un encuentro protocolario al presidente de Cataluña, Artur Mas, que cerró esta semana una coalición electoral con la izquierda independentista para avanzar hacia la secesión de esta rica región española.

“Vengo en son de paz”, bromeó con los periodistas el presidente catalán antes de ser recibido por el rey, que apareció pocos segundos después con el rostro muy serio y apenas dialogó con Artur Mas frente a la prensa.

La audiencia, que forma parte de una ronda de contactos de Felipe VI con los presidentes regionales, se celebró en el palacio real de la Zarzuela, en Madrid, y duró alrededor de una hora y cuarto, dijo una fuente del gobierno catalán.

El contenido de la reunión no fue revelado por ninguna de las partes.

El encuentro se produce tres días después de que Mas, del partido nacionalista de centroderecha CDC, acordara con la principal fuerza de la oposición en su región, los independentistas de ERC (izquierdas), formar una coalición para las elecciones regionales del 27 de septiembre, que quieren utilizar como un referéndum sobre la secesión.

Si obtienen una mayoría de diputados en el parlamento regional, quieren desplegar un plan para conseguir la independencia, incluso unilateralmente, de esta región nororiental de 7,5 millones de habitantes y que atesora una quinta parte de la riqueza española.

“No habrá independencia de Cataluña”, reaccionó tajantemente el jueves el presidente de gobierno español, el conservador Mariano Rajoy, mientras que su vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría avisó este viernes que cualquier actuación fuera de la ley será llevada ante el Tribunal Constitucional español.

“Nadie, ni el presidente de la Generalitat (el gobierno catalán, ndlr) ni quienes lo acompañan, está por encima de la Constitución y de las leyes”, dijo Sáenz de Santamaría tras la reunión semanal del consejo de ministros.

Ante el inmovilismo del gobierno español desde que empezó el auge independentista en 2012, en su año de reinado, Felipe VI intensificó sus relaciones con Cataluña, región que ha visitado en numerosas ocasiones y cuyo idioma, el catalán, habla con fluidez.

Síguenos por @800noticias