Familia de niño ahogado en Brasil niega que menor estuviera jugando Pokemon Go | 800Noticias
800Noticias
Entretenimiento

Redacción 800 Noticias / con información de agencia EFE

La familia de un menor de nueve años que murió el lunes ahogado en un río del sur de Brasil negó hoy que el niño estuviera jugando Pokemon Go, como fue informado por las autoridades, que investigarán la veracidad de las informaciones.

“No tuvo que ver nada con el juego. Ninguno de los dos niños tenía ese juego y mucho menos un teléfono móvil. En un momento tan difícil no es del caso estar inventando historias”, declaró en su perfil de la red social Facebook el padre del menor, Marcio Azzi.

La Brigada Militar de Río Grande do Sul reportó inicialmente que el menor y otro amigo de cinco años salieron en la tarde del lunes en la ciudad de Imbé a “cazar” pokémones en una pequeña embarcación pesquera de fibra de vidrio, que pocos minutos después se volteó y el niño, identificado como Arthur Bobsin, murió ahogado.

La Policía Civil regional detalló que los dos menores cayeron al río Tramandaí y el de cinco años consiguió nadar hasta la orilla, mientras que el otro desapareció y su cuerpo fue encontrado siete horas después por los organismos de rescate y bomberos de la empresa Transpetro.

Algunos vecinos comentaron a medios locales el incidente y corroboraron la versión del padre del menor.

No obstante, la Comisaría de la Policía civil en Imbé indicó que las informaciones que fueron comunicadas, en las que se citó que los menores estaban jugando Pokémon Go, se dieron con los datos suministrados por la unidad de la Brigada Militar de la vecina ciudad de Tramandaí, que atendió el caso.

“La información era que el niño y un amiguito habían entrado en un barco de fibra de vidrio y los dos cayeron al agua. Uno consiguió salvarse y el otro no. Ellos estarían buscando pokemones, pero todo eso va a ser investigado por la Comisaría de Imbé”, declaró el comisario de Tramandaí, Paulo Pérez.

La “fiebre” por la versión en teléfonos móviles del videojuego llegó a Brasil en medio del clima de los Juegos Olímpicos de 2016 que se disputan en Río de Janeiro y en la que deportistas y público no han sido ajenos al fenómeno mundial del lanzamiento del Pokemon Go.

Síguenos por @800noticias