Evo Morales asistirá a toma de posesión de Sebastián Piñera y renovará petición de salida al mar | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

EFE

El presidente de Bolivia, Evo Morales, viajará este sábado a Chile para la investidura del mandatario electo de ese país, Sebastián Piñera, después de participar en el despliegue en el altiplano de una kilométrica bandera de la reivindicación marítima boliviana, informó hoy una fuente oficial.

“Vamos a partir después del ‘banderazo’ para constituirnos en Santiago de Chile y al día siguiente en Valparaíso, que va a ser el punto central donde se van a llevar todos los actos protocolares de la posesión del presidente Piñera”, dijo hoy a los medios el canciller boliviano, Fernando Huanacuni.

Huanacuni sostuvo que la comitiva viajará con un “espíritu de hermandad” para acompañar “una etapa importante que se abre en la historia de Chile y además en la etapa de los procesos de negociación” que Bolivia espera tener con el país vecino para resolver diversos temas, incluida la reclamación marítima boliviana.

Morales ya asistió a la investidura de Piñera en su primer Gobierno en 2010 y también a las de la presidenta saliente, Michelle Bachelet, en 2006 y 2014.

Ambos países están enfrentados desde 2013 en la Corte Internacional de Justicia de La Haya (Países Bajos) por una demanda presentada por el Gobierno de Morales.

Bolivia reclama que esta corte de Naciones Unidas obligue a Chile a negociar sobre una salida soberana al océano Pacífico, en base a derechos que considera arrojaron las ofertas en esta línea realizadas por autoridades chilenas a lo largo de los años.

Chile sostiene que una potencial sentencia de la corte no podrá decidir sobre la soberanía de su territorio y que las fronteras entre ambos países quedaron establecidas en un tratado firmado 25 años después de la guerra de 1879 en la que Bolivia perdió su litoral.

Entre el 19 y 28 de marzo, Bolivia y Chile defenderán sus argumentos en audiencias orales en La Haya que constituyen una de las últimas etapas del litigio antes de la sentencia de la corte, que se espera para fines de este año.

El despliegue de la bandera azul de la reivindicación marítima en la carretera que une a las regiones occidentales de La Paz y Oruro este sábado, a lo largo de unos doscientos kilómetros con lo que batiría un récord mundial, es parte de las actividades programadas por el Gobierno boliviano para acompañar el desarrollo de los alegatos orales.

Huanacuni sostuvo que la demanda boliviana no es una “expresión de agresión”, pues se ha acudido a un mecanismo creado por Naciones Unidas para que los países resuelvan “en paz” sus diferencias.

En la misma corte radica una demanda presentada por Chile en 2016 sobre las aguas del Silala, que La Paz considera un manantial de uso exclusivo y Santiago un río internacional con derechos compartidos.

Síguenos por @800noticias