El cáncer de piel debe prevenirse desde temprana edad | 800Noticias
800Noticias
Salud

Nota de prensa.- Una pequeña pápula o picadita que con los días se convierte en una herida que no cicatriza con el tiempo y está localizada en zonas del cuerpo expuestas al sol, puede ser un síntoma de cáncer de piel, conocido como carcinoma Baso Celular.

El cáncer de piel también se manifiesta como áreas de asperezas que llegan a ulcerarse, llamadas queratosis acnítica (carcinoma Espino Celular) y el conocido melanoma, que tiene antecedentes de quemaduras solares de primer grado en una o más oportunidades y se observa con lunares que cambian de tamaño y aspecto.

El cáncer de piel es el tumor maligno más frecuente en los seres humanos y en líneas generales, es el resultado de la exposición crónica de la piel a la radiación ultravioleta solar, asociado a factores ambientales y de susceptibilidad familiar.

El 90% de las radiaciones solares que recibe la piel ocurre en los primeros 18 años de vida y ésta tiene un efecto de memoria, que cuando se agotan los mecanismos de reparación del daño ocasionado por la exposición sostenida y persistente al sol, hace la expresión de lesiones que van desde pecas, manchas, alteración de texturas, fotoenvejecimiento hasta la aparición de cáncer.

Por este motivo es imprescindible la foto protección desde temprana edad y hacerla un hábito diario mediante el uso de protector solar, que debe aplicarse 30 minutos antes de salir y reaplicar cada 2 horas después de nadar o sudoración intensa. Si no hay exposición al sol, debe reaplicarse cada 4 horas.

Todos los tipos de piel requieren protección, pero principalmente las claras porque son más sensibles, por lo que se recomiendan un factor de protección alto (FPS 50+). Hay que recordar que el factor de protección indica el tiempo que éste protege la piel de desarrollar un eritema o enrojecimiento. Mientras más alto sea, más tardará en producirse una quemadura.

En el caso de los niños, se debe mantener a los recién nacidos alejados del sol y aplicar protector a partir de los 6 meses, evitar las horas pico (11 am a 3 pm), usar sombreros y ropa indicada para minimizar el impacto.

Es  importante elegir un protector solar para el rostro y otro para el cuerpo. Las pieles grasosas deberán usar un  protector en gel o spray para no aumentar la oleosidad y exacerbar los posibles casos de acné, mientras que las secas deben preferir protectores en crema.

En la actualidad, los protectores solares mantienen una amplia protección contra los rayos UVA/UVB y además contra la luz visible y los rayos infrarrojos, por lo que ofrecen un mínimo daño celular ante estas radiaciones.

Esta es una campaña de Laboratorios Galderma de Venezuela con apoyo de la Sociedad Venezolana de Dermatología Médica, Quirúrgica y Estética (SVDMQE).

Síguenos por @800noticias