Detenidos algunos presuntos responsables de asesinato en Tumeremo | 800Noticias
800Noticias
Nacionales

Redacción 800noticias

Dos testigos del caso Tumeremo revelaron que unas supuestas organizaciones paramilitares enfrentadas por el control del sector minero en tres municipios del estado Bolívar, presuntamente recibieron órdenes de sectores políticos para asesinar a un grupo de personas y mantener como rehenes a otro número de ciudadanos, con el propósito de simular masacres ocurridas recientemente en otras latitudes.

Así lo afirmó el ministro de Relaciones Interiores, Justicia y Paz, Gustavo González López, quien precisó que uno de los testigos responde al nombre de Jairo Rojas Vaca, quien el pasado 5 de marzo fue reportado como desaparecido e identificado como víctima en el suceso.

Añadió que Rojas Vaca es de nacionalidad colombiana y se encontraba en situación irregular en el país por lo que actualmente está bajo custodia humanitaria. Asimismo, señaló que el segundo testigo está resguardado bajo código clave de la investigación, reseñó una nota de prensa del Ministerio.

González López reveló que los trabajos de inteligencia criminal, investigación criminal y criminalística, practicados por los cuerpos de inteligencia e investigación penal en la localidad, permiten vincular a estructuras delictivas de corte paramilitar como responsables de orquestar un plan para hacerse del control económico y político de la zona minera.

Señaló que los testigos manifestaron que un grupo de sujetos con armas largas, integrado por 30 o 40 hombres y mujeres, emboscaron a las víctimas en la vía que conduce hacia la mina Atenas, ubicada a hora y media de la población de Tumeremo.

Detalló que en esta área, los presuntos paramilitares ejecutaron planificadamente un perfil de selección de las víctimas que incluía a mineros artesanales y comerciantes del oro para quitarles la vida, y a otro conjunto de ciudadanos para mantenerlos como rehenes y reportarlos como desaparecidos.

También indicó que los testigos revelaron que además de ellos, sus captores comentaban: “tenemos dos, faltan nueve”, al referirse a la cuota que se le habría exigido a la organización criminal cuyo cabecilla es Jamiltón Ulloa, alias “El Topo”.

Estructura de las organizaciones

El Mayor General dio a conocer cómo están integradas algunas organizaciones vinculadas a la masacre de Tumeremo.

Indicó que las pruebas colectadas vinculan a dos bandas criminales cuyos cabecillas están identificados como: Jamilton Andrés Ulloa Suárez, alias “El Topo”, de nacionalidad ecuatoriana, pero con acento colombiano, mientras que por otra parte están Alixandro Lisandro González Montilla, conocido como “El Gordo Lizandro” y Josué Enrique Zurita Arevalo, alias “El Potro”.

Entre las filas de “El Topo” se encontraba la operadora logística de esta organización criminal de nombre: Rosa Gil, capturada el pasado 13 de marzo por las autoridades cerca de Tumeremo.

Asimismo, informó que la madrugada de este viernes fue capturado Francisco David Arache Zambrano, alias “Goliat”, en el hotel La Llovizna del sector La Lamparita, carretera nacional San Pedro de Lagunilla del estado Zulia.

Este sujeto se dedicaba a reclutar personas en Tumeremo para trabajar en las minas controladas por paramilitares. Además estaba solicitado por el delito de homicidio.

La estructura paramilitar de “El Topo” está compuesta por un comprador de armas de nombre Carlos Alcorce, alias “Cocó”, quien está solicitado; cuatro colaboradores de los cuales tres ya han sido capturados y los organismos de seguridad están tras la búsqueda de Yenni Abadesa Ulloa Suárez, hermana del cabecilla, apodada “La Vacha”.

Asimismo, están requeridos cinco jefes de las minas identificados como: Harry Ulloa Suárez, hermano de “El Topo”; Carlos Ortíz, alias “Cara e’ Niña”; alias “Nardo”; alias “Coro”,  hermano de “El Topo” y alias “Morocho”.

Esta banda registra entre sus integrantes al menos 18 supuestos sicarios encabezados por el ciudadano de nacionalidad colombiana: Edwin Toribio Díaz, alias “Toribio”, quien también está solicitado.

La banda “El Topo” concentraba su rango de acción con fines políticos en las minas según el Ministro: Hoja de Lata, Botanamo, El Limón, Cafetal y Vuelvan Caras.

Por su parte, la otra organización detectada dedicada a los delitos de extracción minera ilegal, extorsión y secuestro, es apoyada por un lugarteniente a quien se le conoce como “Coporo”, requerido por la justicia.

“Según información de inteligencia, esta organización paramilitar mantiene vínculos con ciertos sectores políticos, económicos y financieros en la referida zona minera y cuenta con al menos 15 sicarios que están requeridos por los órganos de investigación criminal”, precisó el Ministro.

También están plenamente identificados los cuatro sujetos de alta confianza de los cabecillas de esta estructura, entre ellos: José Ángel Ruíz Montilla, alias “Tita”; Jhonangel Josué Granados Ara, apodado “Marihuana”; Lisangel Alexander Romero Montilla, conocido como “El Gato” y José Armando Ruíz Montilla, alias “Qu”, todos buscados activamente.

 

Síguenos por @800noticias