Demanda a su jefe por hacerla trabajar los domingos y gana 21 millones de dólares | 800Noticias
800Noticias
Entretenimiento Curiosidades

Con información de Yahoo

Se llama Marie Jean Pierre y hasta hace muy poco tiempo trabajó fregando en un hotel de Miami, al sur de Florida. Ahora esta señora ha recibido la jugosa suma de 21 millones de dólares, luego de que su caso fuera analizado por un jurado.

Nacida en Haití, durante más de diez años Marie Jean Pierre lavó platos en el restaurante del Conrad Hotel de Miami. Hasta que en 2016 fue despedida por sus convicciones religiosas.

Esta cristiana fervorosa aseguró ante la justicia que fue despedida cuando acumuló seis domingos seguidos sin asistir a laborar, pues estos habían sido para ella los días de acudir a la iglesia Baptiste Bethel, de su localidad.

Durante el juicio, Jean Pierre relató que, al ser contratada, le había advertido a su empleador, y por lo tanto a Park Hotels & Resorts, con sede en Virginia, anteriormente conocido como Hilton Worldwide, que por sus convicciones religiosas no podría asistir al trabajo el primer día de la semana.

A partir de esta aclaración, el nombre de esta mujer no debía haber aparecido en la programación que el hotel lleva a cabo para organizar los horarios de sus empleados. Sin embargo, a partir de cierto momento no ocurrió como ella pensaba.

“Amo a Dios -precisó la implicada para NBC 6 Miami-. No trabajo el domingo porque ese día honro a Dios”.

De acuerdo con su demanda, su antiguo empleador, entonces en manos del grupo Hilton, habría violado la ley de 1964 sobre los derechos civiles, que protege a los trabajadores de cualquier tipo de discriminación hacia la raza, la religión, el sexo o la nacionalidad.

La sentencia

Con estos y otros argumentos, este lunes 14 de enero un jurado de la corte federal se pronunció a favor de esta mujer de 60 años, madre de seis hijos, obligando a la compañía a indemnizarla por un valor de 21 millones de dólares, más 35.000 dólares por concepto de salarios pendientes y 500.000 dólares por el daño emocional que le fui infligido y la angustia que este generó.

Del otro lado de esta batalla judicial, la compañía reconoció sentirse decepcionada por la decisión del jurado y anunció su intención de apelar.

“Durante los diez años de servicio de Marie Jean Pierre en el hotel, se hicieron un sinnúmero de concesiones en consideración de sus compromisos personales y religiosos”, indica un comunicado firmado por la cadena Hilton.

Aunque los letrados de la cadena Hilton argumentaron en el tribunal que la gerencia no tenía conocimiento de que Pierre fungía como misionera, sí se demostró que lo hacía, y hasta el pastor de su iglesia se personó en el hotel.

“Estamos muy decepcionados por el veredicto del jurado -declaró una portavoz de la compañía hotelera-, y no creemos que esté respaldado por los hechos. Tenemos la intención de apelar y demostrar que Conrad Miami fue y sigue siendo un lugar acogedor para todos los huéspedes y empleados”.

Lo que realmente recibirá

Sin embargo, es muy probable que Marie Jean Pierre no reciba la totalidad de la indemnización que aparece en el dictamen judicial. En su lugar, según su abogado, ella recibiría unos 500.000 dólares, ya que los daños punitivos están limitados en un tribunal federal.

“El jurado no estaba al tanto de que hay un límite -precisó el letrado Pierre Brumer. Pensaban que castigaban a Hilton con 21 millones de dólares [por concepto de daños]”.

La suma final sería de hasta 300.000 dólares por daños punitivos, que es el límite que impone la corte federal, además de 500.000 dólares por daño emocional y 35.000 dólares por los salarios atrasados.

Al final la mujer se quedaría con cerca de medio millón de dólares, luego de que sean deducidos los honorarios legales.

“No se puede discriminar a nadie por su creencia religiosa -advirtió Brumer citando la ley federal-. Hay que ajustar [los horarios]”.

SU COMENTARIO ES IMPORTANTE

Síguenos por @800noticias