Defensores de los animales esterilizan a miles de perros en Bangladesh | 800Noticias
800Noticias
Salud

EFE

Activistas bangladesíes defensores de los animales se han lanzado a las calles de Dacca para esterilizar a miles de perros vagabundos, una práctica que busca extinguir en una década estos canes sin dueño que se han convertido en un problema de salud en esta urbe.

Dacca tiene 37.000 perros vagabundos, una cifra que es inferior a la de otras ciudades del sur de Asia, pero que no deja de ser un problema para las autoridades y la población de una ciudad de 16 millones de habitantes.

Por ello, la organización no gubernamental local Obhoyarono comenzó este mes una nueva ofensiva para vacunar y esterilizar en un año a 4.000 perros callejeros, un primer paso para acabar de manera “efectiva y humana” con el problema.

“No hay alternativa a la esterilización para controlar la población de perros callejeros”, explicó hoy a Efe la presidenta de Obhoyaronno, Rubaiya Ahmad, que señaló que la transmisión de la enfermedad de la rabia es la “gran amenaza” que representan.

La activista matizó, sin embargo, que en las ciudades los casos de rabia “son casi nulos” y el problema principal en Dacca es de alteración de orden público y las mordeduras de perro.

Con la esterilización los ecologistas evitan el sacrificio de estos animales, una práctica “cruel” prohibida desde 2014 por un tribunal del país asiático gracias a la denuncia que había interpuesto la propia Obhoyarono.

De acuerdo con la ONG, se ha pasado de matar a estos animales inyectándoles una sustancia letal en el corazón mientras un operario lo agarraba con unas tenazas gigantes de hierro, a transportar a los perros “cuidadosamente” en una red hasta una clínica y castrarlos.

En el vídeo promocional de la campaña, Obhoyarono muestra decenas de niños de la calle o de barrios marginales que con la esterilización de los perros pueden mantener a sus amigos de juego, además de evitar que posibles cachorros queden indefensos.

La ONG vacunó y esterilizó a más de 10.000 perros entre 2012 y 2014, según sus cifras, y pretende esterilizar en una década, con la colaboración de la Sociedad Internacional Humane, a “todos los canes” de Dacca.

“Por el momento sólo podemos asegurarnos de que no aumente el número de estos animales, pero para ver el descenso tenemos que esperar entre 5 y 10 años, hasta que los perros que tratamos ahora fallezcan”, contó Ahmad.

Así con este proyecto, bautizado Setu (el Puente, en bengalí), se podrá “superar la brecha entre los humanos y los perros”, que según la activista existe y con frecuencia ha marcado una “una relación conflictiva”.

Una “esperanza” correspondida por un funcionario del departamento de Salud del ayuntamiento de Dacca, Imdadul Haque, que señaló a Efe que esperan que esta iniciativa acabe de una vez con la superpoblación de perros.

“Pero tenemos que ser pacientes”, concluyó. EFE

Síguenos por @800noticias