Curry alaba el trabajo de equipo y James admite que no hicieron buen partido | 800Noticias
800Noticias
Deportes Baloncesto

Agencias

La victoria conseguida por los Warriors de Golden State ante los Cavaliers de Cleveland (104-89) en el primer partido de las Finales de la NBA dejó feliz al base estrella Stephen Curry de los actuales campeones de liga que alabó el gran trabajo que realizó todo el equipo.

Mientras que la cruz de la moneda la presentó el alero estrella de los Cavaliers, LeBron James, que reconoció que no hicieron un buen partido en conjunto al fallar en defensa y en el control del balón.

A pesar que su labor individual no fue la mejor al anotar sólo 11 puntos, aunque un triple fue decisivo en la recta final del partido, dijo que la victoria era importante, pero sobre todo la manera como la lograron, con una gran labor de equipo.

“No se gana un campeonato de liga sin la aportación completa del equipo, que haga la diferencia en cada partido”, declaró Curry al concluir el partido disputado en el ORACLE Arena de Oakland. “Estamos de nuevo en las Finales por esa filosofía de juego y puesta práctica en el campo”.

A pesar que los llamados “Splash Brothers”, pareja formada por Curry y el escolta Klay Thompson, se combinaron para sólo ocho canastas de 27 intentos de tiros de campo, los Warriors tuvieron el apoyo de los reservas que anotaron 45 puntos por tan sólo 10 de los Cavaliers.

“Estuve lesionado seis partidos durante la fase final y eso no impidió al equipo seguir por el camino ganador”, recordó Curry. “Todos sabemos lo que tenemos que hace en el campo y eso no va cambiar cuando salgamos de nuevo el domingo para disputar el segundo partido”.

Mientras que el base Shaun Livinston, la gran figura sorpresa del partido, que como reserva lideró el ataque balanceado de Warriors al conseguir 20 puntos –mejor marca en playoffs como profesional– admitió que tuvo toda la confianza de los entrenadores y compañeros.

“Cierto que he anotado puntos importantes, pero la clave de nuestro triunfo estuvo en la buena defensa que hizo el equipo al controlar las acciones de James, que al final no pudo ser factor ganador”, comentó Livingston. “Lo importante era la victoria y la conseguimos”.

Livingston se refería a la gran labor realizada por los escoltas, Andre Iguodala (12 puntos, siete rebotes y seis asistencias), que volvió a ser una pesadilla con su marcaje a James, y el veterano Leandro Barbosa, que estuvo perfecto en los tiros a canasta 11 puntos (5-5, 1-1, 0-0).

“Nuestro eslogan dice muy claro que creemos en la fuerza de todos y por lo tantos nos apoyamos uno al otro a la hora de luchar por el triunfo”, agregó.

En entrenador de los Warriors, Steve Kerr, admitió esa realidad, de la gran labor que hizo todo el equipo y que compensó que Curry y Thompson no tuviesen la mejor noche encestadora.

“Jugamos con una gran número de jugadores y demostramos la gran cantidad de talento con la que cuenta nuestro banquillo que hizo posible la aportación de los puntos que necesitábamos”, destacó Kerr. “Es una gran muestra, que obviamente, significa que podemos ganar en las Finales sin que nuestros dos mejores jugadores tengan grandes actuaciones”.

Sin embargo, Kerr reiteró que para nada era sorpresa lo que hacían los reservas porque todos han estado juntos durante los últimos dos años.

Por su parte, James fue categórico al reconocer que no habían hecho bien las cosas a la hora de defender y de controlar el balón, sin tener tampoco su mejor agresividad en la ofensiva.

“Esta claro que debemos trabajar en los ajustes inmediatos de cara al segundo partido que tenemos el próximo domingo”, subrayó James. “Sólo tenemos que mirar las estadísticas y darnos cuenta de lo que sucedió”.

James brilló en su juego individual al quedarse a una asistencias del triple-doble (23 puntos, 12 rebotes, 9 pases de anotación), pero sin que en la recta final del partido tampoco pudiese aportar los puntos decisivos que hubiera permitido al equipo mantenerse en la lucha por la victoria.

“Cuando te dominan 45-10 con los reservas y además concedes 25 puntos de las 17 perdidas de balón que has tenido, entonces no importa lo que uno puede hacer o no hacer, sencillamente será siempre difícil conseguir la victoria y más se juegas de visitante”, valoró James. “No importa tampoco lo que hagas con Steph (Curry) y Klay (Thompson), o con Draymond (Green )”.

Mientras que el entrenador interino de los Cavaliers, Tyronn Lue, destacó que los jugadores hicieron una buena labor en el control que tuvieron las figuras de los Warriors, pero fueron sorprendidos por los reservas.

“Jugaron muy bien y por lo tanto debemos ponernos de inmediato ante la pizarra y tratar de buscar la fórmula de como hacer que estos jugadores no sean factores ganadores”, subrayó Lue, que tiene hasta el domingo para encontrar la solución.

Síguenos por @800noticias