Cumbre de Mercosur debate sobre economía y derechos humanos con Macri y sin Maduro | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

AFP.- Los presidentes de Mercosur se reúnen este lunes en Asunción en una cumbre con cambios de timón en lo económico y marcada por la apertura comercial del argentino Mauricio Macri, la ausencia del venezolano Nicolás Maduro y un debate sobre los derechos humanos y los retos económicos en el bloque.

Además de Macri, participan en la reunión los presidentes de los demás países del Mercosur: Dilma Rousseff de Brasil, Tabaré Vázquez de Uruguay y el anfitrión Horacio Cartes. También asisten, como miembros asociados, Michelle Bachelet de Chile y Evo Morales de Bolivia.

La presencia de Maduro fue descartada a última hora del domingo, alegando “compromisos internos” que coinciden con sus recientes desencuentros verbales con el nuevo líder argentino, su némesis ideológico. El presidente venezolano será representado por su canciller, Delcy Rodríguez.

Se espera que Macri, que ya había cuestionado la salud de la democracia en Venezuela, pida en la cumbre la liberación de los políticos presos en el país caribeño, cuyos estandartes son los opositores Leopoldo López y Antonio Ledezma tras juicios cuestionados por organizaciones de derechos humanos.

En su reunión el domingo para preparar la declaración final, los ministros de Relaciones Exteriores debatieron los derechos humanos en el bloque, aunque evitaron a toda costa abordar el tema de Venezuela con la prensa.

El canciller Eladio Loizaga de Paraguay, país que entrega la presidencia temporal a Uruguay tras la cumbre, adelantó a los periodistas que se discutió el establecimiento de una comisión que vigile los derechos humanos, como las que existen en la ONU y la OEA: “También a nivel Mercosur quisiéramos tener un instrumento que pueda ir midiendo este compromiso”.

El ministro añadió que se espera que Venezuela, que se unió al bloque en 2012, firme al Protocolo de Asunción sobre derechos humanos, que data de hace 10 años.

“Es importante para Paraguay que todos los ciudadanos que tengan una deuda con la justicia reciban un trato conforme al estado de derecho, que se respete el debido proceso y que el ciudadano tenga derecho a una libre defensa”, dijo Loizaga.

Pero, azuzado por periodistas, aclaró que “no existe ningún impasse” con el gobierno venezolano, que acaba de recibir un bofetón tras la abrumadora  victoria de la oposición en las elecciones legislativas del 6 de diciembre, que le permitirá controlar holgadamente la nueva Asamblea Nacional.

Los presidentes se reúnen en la sede de la Conmebol, en una isla diplomática ajena al drama del agresivo desborde del río Paraguay y los cerca de 65.000 desplazados que ha dejado la crecida solamente en Asunción, una ciudad colapsada este lunes por las inundaciones y una huelga general.

Acuerdo con la UE

Caracterizada por su optimismo en lo comercial gracias a la eliminación de las trabas arancelarias y la liberación del dólar por parte del nuevo gobierno argentino, la unión aduanera progresó hacia un tratado de libre de comercio con la Unión Europea y cortejó a la Alianza del Pacífico, otro influyente bloque conformado por Chile, Colombia, México y Perú.

“Mercosur ya tiene su oferta hecha y ya transmitió a la Unión Europea la decisión política de iniciar el intercambio de ofertas”, dijo Loizaga el domingo.

Al término de la cumbre, Paraguay entregará las riendas del bloque a Uruguay para los próximos seis meses y se espera que durante ese período se concrete el TLC UE-Mercosur.

“Están todos muy conformes con la posibilidad que se abre ahora de una Argentina integrándose de otra manera dentro del Mercosur, sin trabas”, comentó el nuevo ministro de Hacienda argentino, Alfono Prat-Gay, prometiendo retomar todos los asuntos comerciales que estaban “herrumbrados” tras años de proteccionismo comercial.

“Estamos poniendo mucho énfasis en la negociación de Mercosur con la UE, pero también creemos que hay un camino a través de la Alianza del Pacífico”, aseguró.

El ministro de Economía uruguayo, Danilo Astori, saludó como “muy positivos” los pasos de la apertura comercial argentina, los “cambios importantes” en la actitud de Brasil hacia la UE y la aceptación de Venezuela a “las diferentes situaciones que tenemos”.

Durante las reuniones ministeriales del domingo también se discutió un acuerdo automotor entre Paraguay y Brasil que se concretaría el primer semestre del año próximo.

Además, Paraguay y Uruguay emplazaron a sus socios mayores a ratificar su compromiso de terminar con las trabas comerciales en la frontera y reiteraron su reivindicación histórica de la libre navegación fluvial a través de los ríos Paraguay y Paraná.

Síguenos por @800noticias