Culpan a empresario mexicano por contribuir a campañas electorales en EE.UU. | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

EFE

Un jurado federal encontró hoy culpable al empresario mexicano José Susumo Azano y a dos cómplices por hacer contribuciones ilícitas a campañas electorales, en un caso que fue catalogado como uno de los escándalos financieros políticos más grandes en la historia de San Diego (California, EE.UU.).

La resolución llegó tras seis semanas de juicio y más de cinco días de deliberación, en el que el jurado determinó que tanto el empresario mexicano como su hijo Edward Susumo Azano y el asesor Ravneet Singh conspiraron para hacer donaciones de hasta 500 mil dólares a las campañas de dos de los candidatos a la alcaldía en 2012.

Bajo la ley, está prohibido que ciudadanos extranjeros contribuyan a campañas electorales en Estados Unidos.

“El veredicto del jurado confirma que un ciudadano extranjero no debe intentar influenciar una elección en Estados Unidos”, resaltó el fiscal Blair C. Perez tras conocerse la resolución.

Durante el juicio, se presentó evidencia de que el empresario mexicano introdujo “cientos de miles de dólares” y otros servicios gratuitos a las campañas de la todavía procuradora Bonnie Dumanis y el entonces congresista Bob Filner, quien terminaría ganando la elección aunque se vería obligado a renunciar meses más tarde al verse involucrado en un escándalo de acoso sexual.

La procuradora Dumanis fue una de las personas que fue llamada a testificar durante el juicio, en donde dijo que desconocía que el empresario no fuera ciudadano estadounidense.

Para ocultar la procedencia de las donaciones, Azano habría hecho que su hijo y otros cómplices donaran las contribuciones a través de una tercera persona, indican documentos.

La evidencia mostrada en el juicio también mostró que Azano donó cerca de 30 mil dólares al Comité de Campaña Demócrata al Congreso a través de un prestanombres.

La intención de Azano habría sido influir en quien resultara ganador de los comicios a la alcaldía ya que su deseo era pedir favores políticos para construir un proyecto de desarrollo en la bahía de San Diego, calificado como el “Miami del Oeste”, señalan reportes.

En contraste, el jurado exoneró al cabildero Marco Polo Cortes quien era acusado de falsificar registros de donaciones a las campañas.

José Susumo Azano es un empresario oriundo del estado mexicano de Jalisco y dueño de una empresa de tecnología y seguridad.

Reportes de prensa indican que dicha empresa era la principal proveedora de tecnología de la Secretaría de Defensa en México durante la administración del presidente Felipe Calderón (2006-2012).

El empresario mexicano fue arrestado por agentes del FBI a principios de 2014 mientras se encontraba en su residencia en San Diego ubicada en el lujoso fraccionamiento de Coronado.

Azano Matsura, su hijo y el asesor Singh escucharán su sentencia el próximo 5 de diciembre ante el juez magistrado Michael M. Anello en la corte federal del distrito sur de California. EFE

Síguenos por @800noticias