Conozca la historia detrás de esta foto que le cambio la vida a un refugiado palestino | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

Agencias.- Pocas explicaciones hacían falta para entender la foto. Un padre que sujetaba con devoción a su hija pequeña, dormida sobre su hombro, mientras que vendía bolígrafos para intentar ganarse la vida en una calle de Beirut (Líbano). Pero detrás de cada persona hay una historia y detrás de ese rostro hay un largo camino que se ha recorrido.

La imagen rápidamente se hizo viral cuando un activista islandés, Gissur Simonarson, la vio y decidió publicarla en su cuenta de Twitter. Pero además hizo lo posible por intentar conocer más sobre los dos. Gracias a periodistas locales y al apoyo desinteresado de la gente finalmente lo logró.

El hombre se llama Abdel Halim Attar y su hija se llama Reem. Él, refugiado palestino y residente en el campamento de Yarmouk, trabajaba en una fábrica de chocolate en Siria, pero, al igual que muchas otras familias, tuvo que huir para salvar su vida en un conflicto que camina con firmeza por su cuarto año y sin ninguna solución a la vista.

.

La primera parada en el viaje fue Egipto y después Líbano, pero al ser un refugiado palestino no tiene permitido trabajar allí, por lo que intenta vender cualquier cosa que cae en sus manos para salir adelante. Además de la pequeña Reem, de solo cuatro años y Abdel, la familia tiene otros dos hijos.

Simonarson lanzó una campaña online, a través de Indiegogo, con el objetivo de recaudar 5.000 dólares para ellos. El lema era #BuyPens (compra bolígrafos). Pero gente de todo el mundo se volcó con esta iniciativa y en apenas media hora ya se había alcanzado la cantidad.

En la actualidad el dinero recaudado ya supera los 150.000 dólares en apenas 4 días y no parece que vaya a detenerse. El objetivo era que Abdel y Reem pudieran empezar una nueva vida, pero el hombre ya ha dicho que va a emplear el dinero en ayudar a otros sirios que están en situaciones precarias. Su sueño sigue siendo volver a su querida Siria, esa en la que era feliz antes de la guerra.

 

Síguenos por @800noticias