Científicos logran determinar sexo de restos humanos incinerados hace siglos | 800Noticias
800Noticias
Tecnología

EFE

Un grupo de científicos en una universidad del Reino Unido logró determinar el sexo de restos humanos incinerados en Italia entre los siglos XII y VI antes de Cristo, a través de un examen de los rasgos de sus fragmentos óseos.

El estudio, publicado hoy en la revista especializada PLoS One, supone un avance porque, hasta ahora, había sido difícil para los arqueólogos utilizar el método de la medición del esqueleto para identificar el género de los restos que habían sido incinerados, dada la consiguiente degradación del hueso.

El equipo de investigadores, liderado por Claudio Cavazzuti de la universidad británica de Durham, concluyó que, pese a estar deformados, los restos retienen rasgos físicos que ayudan al diagnóstico del sexo.

Los arqueólogos midieron un conjunto de 24 rasgos óseos de 124 cuerpos incinerados durante las Edades del Bronce y de Hierro y preservados en seis necrópolis italianas.

Los restos analizados estaban acompañados en todos los casos por bienes o materiales que daban pistas sobre el sexo de los individuos, como armas en el caso de los hombres y ruecas en el de las mujeres.

Asumiendo que el sexo de los cuerpos incinerados era probablemente el que podía deducirse de los bienes encontrados en sus tumbas, el equipo trató de confirmar independientemente ese dato mediante la medición de los fragmentos óseos incinerados.

De los veinticuatro rasgos óseos examinados por cada cuerpo, ocho predecían el sexo con una precisión del 80 % o más, un resultado similar al que suele obtenerse al tratar de determinar el género de los restos humanos de la misma época que no han sido incinerados.

“Este es un nuevo método para apoyar la determinación de género en el caso de restos humanos incinerados en la antigüedad. Fácil, replicable y confiable”, dijo Cavazzuti en la presentación del estudio.

Aunque los autores del estudio dudan de que el método pueda usarse en el caso de restos incinerados más recientemente, el hallazgo puede ser de ayuda para facilitar un trabajo, el de la identificación de sexos, que es crucial para quienes investigan tendencias demográficas y culturales en civilizaciones antiguas.

SU COMENTARIO ES IMPORTANTE

Síguenos por @800noticias