Brasil declara el fin del brote de fiebre amarilla tras 261 muertes | 800Noticias
800Noticias
Salud

EFE

El Gobierno brasileño declaró  el fin del brote de fiebre amarilla que azotó al país desde diciembre del año pasado y provocó 261 muertes, entre casi 800 casos registrados, informaron fuentes oficiales.

“Brasil no registra casos de fiebre amarilla desde junio, cuando fue confirmado el último caso de la enfermedad en Espírito Santo”, estado del sudeste del país, donde se produjo la inmensa mayoría de los contagios, señaló el último boletín del Ministerio de Salud.

Desde el inicio del brote, cuyos primeros casos se dieron en macacos, hasta agosto de este año, las autoridades sanitarias notificaron 261 fallecimientos por la enfermedad y un total de 777 casos confirmados, con otros 213 aún bajo investigación.

Por otro lado, otros 2.270 casos fueron descartados al no dar positivo en los sucesivos análisis realizados a los pacientes.

El estado de Minas Gerais registró el mayor número de muertes por fiebre amarilla (152), seguido de Espírito Santo (83), Sao Paulo (10) y Río de Janeiro (8), entre otros.

“La situación hoy está bajo control, pero es fundamental que los estados y municipios se esfuercen para aumentar la cobertura de la vacuna en las áreas recomendadas”, dijo en rueda de prensa el ministro de Salud, Ricardo Barros.

Barros destacó la importancia de mantener las acciones de prevención y vigilancia, “ya sea con la búsqueda activa de personas no vacunadas o por medio de campañas específicas que incluyan a las escuelas”.

A lo largo de este año, el Gobierno brasileño destinó 66,7 millones de reales (unos 21,5 millones de dólares) a la atención de la enfermedad y envió a los estados afectados cerca de 40 millones de vacunas para contener un brote que fue motivo de preocupación por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En 2018, la vacuna de la fiebre amarilla será incluida en el calendario de vacunación para bebés a partir de los nueve meses.

Los expertos distinguen dos tipos de fiebre amarilla que se diferencian por el mosquito transmisor: la silvestre -transmitida por el “Haemagogus” y el “Sabethes”, que ataca principalmente a los monos; y la urbana, que transmite el “Aedes aegypti”, el vector del dengue, el zika y el chikunguña.

Según datos oficiales, los casos más recientes de fiebre amarilla urbana en ciudades brasileñas se registraron en 1942, en el estado de Acre.

Síguenos por @800noticias