Aviones de la Segunda Guerra sobrevuelan Washington a 70 años de la derrota nazi | 800Noticias
800Noticias
Internacionales

Washington, Estados Unidos | AFP. Decenas de aviones que datan de la Segunda guerra mundial, desde los B-17 a los B-29, desde los Catalina a los Wildcats, sobrevolaron este viernes el centro de Washington bajo la emocionada mirada de antiguos combatientes, en celebración del 70 aniversario de la derrota de los nazis en ese conflicto.

A media tarde, 56 aviones históricos restaurados volaron durante 45 minutos en formación sobre el río Potomac, el Lincoln Memorial y el National Mall, la inmensa explanada dominada por el edificio del Congreso, a unas decenas de metros de la Casa Blanca, en el corazón de la capital federal.

Bajo un sol estival, miles de personas asistieron al espectáculo y siguieron con la mirada el pasaje de los Piper Grasshooper, Douglas C-47 Skytrain, P-51 Mustang o de los aviones de entrenamiento que combatieron en Guadalcanal, en la batalla de Midway o durante el desembarco en Normandía.

Muy emocionados, unos 300 antiguos combatientes, muchos de ellos en silla de ruedas, invitados de honor del evento, se reunieron en torno al Memorial dedicado a la guerra de 1939-1945, en la cual Estados Unidos se involucró tras el ataque japonés a Pearl Harbor en diciembre de 1941.

“Qué impresionante”, comentó Bob Wilcox, de 93 años, al observar el paso de un bombardero B-17 Flying Fortress similar a aquellos en los que él voló cuando era teniente de la US Army Air Corps. “Sorprende comprobar que todavía hay muchos que pueden volar, es formidable verlos”, dijo a la AFP.

“Me recuerda a cuando cruzamos el Rin y el cielo estaba casi negro, de tantos aviones” que lo surcaban, completó Robert Zimmerman, de 89 años, vestido con el mismo uniforme que usaba el día en que fue desmovilizado.

– Más de 400.000 muertos –

“Nuestra deuda con cada uno de ustedes es inconmensurable”, dijo a los antiguos combatientes Susan Rice, asesora de seguridad nacional y única integrante del gobierno de Barack Obama presente en la ceremonia. Su padre, Emmett Rice, fue un “Tuskegee”, los primeros negros que volaron en el ejército estadounidense.

“Fifi”, el único bombardero B-29 aún en condiciones de volar y parecido a aquellos que lanzaron las bombas atómicas sobre Hiroshima y Nagasaki en 1945, también participó del espectáculo aéreo.

El evento fue cerrado por cuatro cazas que homenajearon a los aviones que no regresaron. Uno de ellos se apartó simbólicamente del grupo.

La inesperada salida del bombardero Grumman Avenger, que debió aterrizar en el vecino aeropuerto Reagan National como consecuencia de problemas técnicos, fue el único incidente registrado en la jornada.

El espectáculo fue organizado fundamentalmente por la asociación Commemorative Air Force, propietaria de varios de los aviones participantes.

Más de 16 millones de estadounidenses sirvieron en las fuerzas armadas entre 1941 y 1945 y unos 405.000 resultaron muertos.

Síguenos por @800noticias