Alonso la estrella en las 6 Horas de Spa que abren el Mundial de resistencia | 800Noticias
800Noticias
Deportes Motores

EFE

El español Fernando Alonso, doble campeón mundial de Fórmula Uno, será la gran atracción este sábado en las Seis Horas de Spa, la primera prueba del Mundial de resistencia (WEC), que se disputa en el circuito belga de Spa Francorchamps.

Alonso, de 36 años, campeón del mundo de F1 en 2005 y 2006 (con Renault) y que el año pasado disputó las 500 Millas de Indianápolis (EEUU), debuta de esta forma en otra categoría, la LMP1, la principal dentro del WEC, a bordo de un Toyota TS050-HYBRID e integrando el equipo TOYOTA GAZOO Racing junto al suizo Sebastien Buemi y el japonés Kazuki Nakajima, con los que afrontará la prueba desde el segundo puesto, tras disputarse este viernes la calificación, que dominó el otro equipo de la marca japonesa.

El doble campeón mundial asturiano de F1, que ya probó coches de esta categoría en Baréin y en Portimao (Portugal) -aparte de pasar mucho tiempo en el simulador-, afronta esta prueba como preparación para las 24 Horas de Le Mans (Francia), a mitad de junio, en su afán de conquistar la Triple Corona que debería completar con un nuevo asalto a las 500 Millas Indianápolis.

Lo hará sin renunciar ni a la victoria en Spa, ni al título mundial, dado que su equipo es uno de los punteros de un campeonato que arranca este sábado y completará una ‘súper-temporada’ que se cerrará en 2019.

Un certamen en el que se repetirán tanto las 24 Horas de Le Mans como las Seis Horas de Spa, que se disputan en el mítico circuito de Francorchamps, muy próximo al famoso balneario belga, donde el jueves arrancaron unos entrenamientos en los que Alonso marcó el mejor tiempo y que se completaron este viernes -con el mejor tiempo del suizo Neel Jani (Rebelion Racing)- antes de la calificación.

“Estamos en primera fila los dos coches y mañana tenemos serias opciones de ganar la carrera”, comentó a Efe Alonso este viernes en Spa-Francorchamps, después de una calificación en la que, debido al accidente de Fitipaldi apenas pudo dar una vuelta a tope.

“Además, tenemos serias opciones de hacer primero y segundo, por lo que la diversión aumenta cuando eres competitivo”, añadió, al ser preguntado por Efe si se estaba divirtiendo, el doble campeón mundial asturiano de Fórmula Uno en la legendaria pista, de 7.004 metros. Que habitualmente es sede del Gran Premio de Bélgica de F1 y que comenzó a albergar pruebas de resistencia en 1963, primero en formato de 500 y posteriormente de 1.000 kilómetros.

Las Seis Horas de Spa se disputan desde 2011 y en su historial figura como vencedor otro español, Marc Gené, que la ganó ese año, a bordo de un Peugeot; y al siguiente, pilotando un Audi, en la primera edición en la que formó parte del Mundial de resistencia. El barcelonés es triple ganador en el templo belga, ya que en 2008 también ganó los 1000 kilómetros de Spa, con Peugeot.

Alonso pilota la última evolución del Toyota TS050 HYBRID, un prototipo de competición con chasis de fibra de carbono, cabina cerrada y un sistema híbrido de 736 kilovatios/1.000 caballos de potencia, cuyo motor eléctrico se alimenta gracias a una batería de ion-litio de gran capacidad. Y sus nuevos compañeros (Buemi -campeón mundial de resistencia y de Fórmula E- y Nakajima) defenderán este fin de semana la victoria lograda hace un año en Spa-Francorchamps, cuando completaba el trío el británico Anthony Davidson.

“Tenemos un ‘equipazo’ y un gran coche”, explicó el genial piloto asturiano, cuyo principal rival será el otro Toyota TS050, que pilotarán el argentino Jose María ‘Pechito’ López, el británico Mike Conway y el japonés Kamui Kobayashi, que en F1 compartió garajes en Sauber con el mexicano Sergio Pérez, actualmente en Force India.

Ellos marcaron el mejor tiempo, de un minuto, 54 segundos y 583 milésimas, 379 menos que el equipo de Alonso, en una calificación en la que se accidentó espectacularmente el brasileño Pietro Fitipaldi (DragonSpeed), el nieto de Emerson, dos veces coronado en la Fórmula Uno y cuyo récord de campeón mundial más joven de la historia de la F1 mejoró en 2005 el astro astur (plusmarca que detenta ahora, desde 2010, el alemán Sebastian Vettel).

El piloto brasileño, “que estuvo consciente en todo momento, fue atendido inmediatamente por los servicios médicos del circuito de Spa y fue trasladado al hospital de Lieja con previsibles fracturas en ambas piernas”, según el comunicado oficial hecho público por la FIA (Federación Internacional del Automóvil) este viernes en Spa.

En la categoría en la que compite Alonso corren otros ilustres, como su ex compañero en Renault y McLaren el inglés Jenson Button -campeón mundial de Fórmula Uno en 2009, con Brawn-, que integra el SMP Racing junto a los rusos Mikhail Aleshin y Vitaly Petrov; y otro ex F1 como el brasileño Bruno Senna -sobrino del mito fallecido hace 24 años en Imola-, que forma trío con el suizo Neel Jani y el alemán André Lotterer en el ‘Rebellion Racing’.

Además, las Seis Horas de Spa incluyen la categoría LMP2 -en la que destaca el regreso a las carreras del venezolano Pastor Maldonado (último ganador en Fórmula Uno de la escudería Williams, al anotarse el Gran Premio de España de 2012, en Montmeló), que integra el Dragonspeed junto al mexicano Roberto González y el francés Nathanael Berton; y dos categorías GTE.

Alonso viene de acabar séptimo el Gran Premio de Azerbaiyán, en Baku -posición que repitió en las últimas tres carreras, después de ser quinto en la inaugural, en Australia- y ocupa el sexto puesto, con McLaren, en el Mundial de Fórmula Uno, en el que suma 28 puntos, 42 menos que el líder, el inglés Lewis Hamilton (Mercedes). Este sábado podrá añadir un nuevo triunfo en su brillantísimo palmarés, en una categoría nueva para él, pero en un circuito que conoce a la perfección.

Síguenos por @800noticias